Food and Drink

¡Carnita asada en la estufa! Así funciona el asador fugitivo

El asador de estufa conocido como fugitivo se volvió viral en Tik Tok después de que una usuaria mostró el uso de este artefacto de antaño, popular en las cocinas de las bisabuelas.

Hace varias décadas los vendedores mexicanos tocaban las puertas de las casas para ofrecer un peculiar utensilio de cocina llamado fugitivo, un asador de cuatro piezas que se instala sobre el fuego de la estufa, en el cual se puede armar cualquier carnita asada dentro de la cocina.

A través de Tik Tok, Emma Fernández (@michoacanitafeliz) ha compartido diversas recetas y experiencias culinarias, una de ellas es precisamente la anécdota de cómo consiguió su fugitivo, a petición de una seguidora, quien la vio usándolo en una preparación de nopales empapelados: “pensé ya no existían, me encantaba usarlo y no lo he vuelto a encontrar”, escribió.

De acuerdo con Emilia, en los años 80 un vendedor de Oaxaca se lo ofreció a su mamá en 50 pesos y se volvió un instrumento usual de sus recetas; cuando creció ella trató de conseguir uno, pero ya no eran comunes, hasta que hace dos años lo consiguió: una pieza arrumbada en un puesto de comales y tortilleras.

“Los mexicanos son bien inteligentes para hacer inventos, esta es una chulada de maíz prieto”, comenta Emilia después de haber asado en su fugitivo bistec, nopales, chiles para una salsa y hasta un par de tortillas.

¿Cómo funciona el fugitivo?

Este asador tiene la forma de una cacerola grande con un hueco en el medio, el cual se coloca directamente sobre la parrilla de la estufa, ahí se adapta un soporte de dos piezas con un disco (rejilla) para que el fuego no salga directo a los alimentos, encima se coloca la parrilla y está listo para comenzar a cocinar.

Según Larousse Cocina, funciona por radiación y convección: “el fuego calienta las partículas de aire caliente lo cual las hace ponerse en movimiento impulsando el disco, el cual distribuye, con sus giros, el calor a los alimentos de la rejilla”.

Es más práctico que un asador convencional que requiere más espacio; sin embargo, también se omite el característico sabor del carbón impregnado en los jugos de la carne, aunque la cocción se logra a la perfección.


Podría llamarse “fugitivo” debido a que la flama de cocina de forma indirecta, es decir, sin ser vista; otra opción podría ser por la rápida velocidad a la que gira el disco al calor del fuego.

Este invento despertó el interés de los usuarios, el video cuenta con casi 11 millones de reproducciones y 2.2 millones de likes.

Para muchas personas ha sido una probadita a sabores de antaño, hay quienes recuerdan que sus bisabuelas o abuelas lo usaban, otros comentaron que en Argentina hay uno parecido llamado parigas (parrilla de gas) o en Venezuela les llaman girasador y lo usan para calentar arepas.

¿Dónde comprar un fugitivo?

Hoy siguen a la venta, se pueden encontrar en Amazon, pero ya no cuestan “50 pesitos”, su precio va de 400 a 600 pesos.

Larousse Cocina detalla que ofertan en Jalisco, Nuevo León y en otras tiendas de especialidad.

Los usuarios reportaron que también lo venden en Morelia, Michoacán; asimismo lo ofrecen a través de una página de Facebook llamada Asadores La Abuela, la cual destaca que se trata de un instrumento fácil de usar, que evita el uso de carbón y es el único en el mundo con “maxidisco”.