Economía

Pobreza laboral cae a su nivel más bajo desde 2009

La pobreza laboral afecta a 46.4 millones, cifra mayor a los 46.1 millones afectados antes de la pandemia, en el primer trimestre de 2020.

La pobreza laboral en el país disminuyó 1.9 puntos porcentuales en el primer trimestre de 2024, respecto de igual lapso del año pasado, al ubicarse en 35.8 por ciento. “Se trata del nivel de pobreza laboral más bajo de la serie comparable desde el primer trimestre de 2009″, precisaron especialistas de Coneval.

Sin embargo, al considerar los nuevos datos de la Encuesta Nacional de la Dinámica Demográfica del INEGI, que reportan que en el país hay 129.5 millones de personas, resulta que en números absolutos la pobreza laboral afecta a 46.4 millones, cifra mayor a los 46.1 millones afectados antes de la pandemia, en el primer trimestre de 2020.

En 2020 había 126 millones 14 mil habitantes y la pobreza laboral impactó al 36.6 por ciento de la población.

Sigue regazo

Rodolfo de la Torre, director de Movilidad Social del Centro de Estudios Espinosa Yglesias (CEEY), expresó que el dato de Coneval significa que actualmente a 46.4 millones de personas no les alcanza el salario para comprar la canasta básica de alimentación.

“Tardamos cuatro años en regresar a los niveles porcentuales de pobreza de prepandemia y bajarlo de ahí, está medida también refleja que la pandemia y su manejo nos retrasó cuatro años en el combate a la pobreza laboral”, destacó.

“Que bueno que bajó el porcentaje de pobreza laboral, pero no se debe perder de vista en la celebración que tuvimos cuatro años prácticamente perdidos”, recalcó.


“La pandemia que afectó en 2020 y continuó hasta 2021 tuvo un efecto, por la falta de un mayor dinamismo en el mercado laboral, el golpe demoró más tiempo, eso tiene que ver con el estancamiento de la economía y la escasa generación de empleos bien remunerados”, abundó.

Esto tardó mucho debido a la falta de políticas que dinamizaran la economía del país, enfatizó el economista. “La parte positiva que ayuda a bajar el porcentaje de pobreza laboral fueron los aumentos de los salarios mínimos en términos reales, pero la parte de la promoción del crecimiento económico queda en duda”, abundó De la Torre.

Por otro lado, el especialista consideró que el hecho de que la pobreza en números absolutos afecte a más personas es un foco de atención, porque la política pública no solamente debe luchar contra la pobreza, sino también contra la dinámica demográfica.

Hay que recordar que en el lapso de cuatro años la población creció y entonces, aunque el porcentaje de pobreza laboral bajó, aumentó la población pobre en números absolutos.

Crece ingreso

Coneval detalló que el ingreso laboral real per cápita tuvo un incremento anual de 7.2 por ciento, al pasar de 3 mil 58.60 pesos a 3 mil 277.58 pesos, entre el primer trimestre de 2023 y el primer trimestre de 2024.

Lo anterior se vio acompañado de un aumento anual en el número de personas ocupadas, de aproximadamente 628.8 mil personas.

Willebaldo Gómez Zuppa, investigador del Centro de Investigación Laboral y Asesoría Sindical (CILAS), explicó que el tema del incremento sostenido del salario mínimo también permite observar que la reducción del porcentaje de pobreza laboral se expresa más en el núcleo urbano y en el núcleo rural no, porque ahí no hay una relación salarial tan importante.

De manera anual, entre el primer trimestre de 2023 y el primer trimestre de 2024, la pobreza laboral se mantuvo en el mismo nivel en el ámbito rural, en 49.6 por ciento, mientras que en el urbano disminuyó alrededor de 2.6 puntos porcentuales al pasar de 34.0 por ciento a 31.4 por ciento.

Coneval agregó que entre el primer trimestre de 2023 y el mismo periodo de 2024, el ingreso laboral real per cápita promedio aumentó en todos los quintiles, con excepción del primer quintil, es decir, el 20 por ciento de la población con menores ingresos tuvo una reducción de 14.7 por ciento.

El mayor incremento anual se dio en el quinto quintil, de mayores ingresos, con una tasa de 9.0 por ciento.

Previsiones

Acerca de las expectativas, Gómez Zuppa expresó que “seguramente tendremos un segundo trimestre también bastante positivo y después podría observarse cierta incertidumbre hacia el tercero y cuarto trimestre, porque se dará el cambio de gobierno y ahí las cifras no van a mantener el ritmo”.

Al hacer un balance, expuso que la baja de 1.9 puntos del porcentaje de población en situación de pobreza laboral en el último año es buen dato, sobre todo en términos macroeconómicos, ya que siempre una reducción de la pobreza laboral es importante.

También lee: