Mundo

Rusia pone ‘contra las cuerdas’ a Europa: Amenaza con más cortes de gas tras suspensión de servicio a Polonia y Bulgaria

Putin amenaza con dejar sin gas a todos los países que se nieguen a pagarlo en rublos.

El Kremlin advirtió este miércoles que Rusia podría detener los envíos de gas natural a otros países europeos si se niegan a pagar en rublos, después de suspender el suministro a Polonia y Bulgaria.

El vocero del presidente ruso Vladimir Putin, Dmitry Peskov, sostuvo que la exigencia de pagar en rublos se debe a que los países occidentales congelaron los bienes rusos en divisas duras. Dijo que estas fueron “robadas” en una “acción hostil sin precedentes”.

En una teleconferencia con la prensa, Peskov advirtió que otros clientes europeos podrían ver interrumpido el suministro si se niegan a pagar en rublos cuando realicen el próximo pago. Dijo que la negativa a pasar al rublo revela el deseo occidental de “castigar a Rusia a toda costa en detrimento de sus propios consumidores, contribuyentes y productores”.

Rechazó la calificación de chantaje aplicada por la Unión Europea a la decisión rusa de detener el suministro de gas a Bulgaria y Polonia a partir del miércoles e insistió en que “Rusia sigue siendo un proveedor confiable de recursos energéticos” que cumple sus obligaciones contractuales.

Peskov sostuvo que la exigencia de pago en rublos es puramente técnica y no afecta los precios ni otras condiciones contractuales para los consumidores.

Rusia suspende suministro de gas a Polonia y Bulgaria

Los gobiernos de Polonia y Bulgaria informaron el martes 26 de abril que el gigante energético ruso Gazprom les notificó que iba a interrumpir la distribución del gas a sus países por no pagarlo en rublos.

La compañía gasera estatal de Polonia, PGNiG, dijo que Gazprom les notificó que sus envíos mediante el gasoducto Yamal-Europa se detendrían e miércoles por la mañana.


Posteriormente, el Ministerio de Energía de Bulgaria indicó que se le informó que los suministros de gas ruso a través del gasoducto TurkStream también cesarían el miércoles.

Si Gazprom suspende el suministro a otros países, podría causar un aumento de los precios del gas en toda Europa y posiblemente llevar al racionamiento.

Alemania es especialmente vulnerable debido a su gran dependencia en el gas ruso.