Entretenimiento

‘Fue prácticamente criminal’: Brooke Shields habla sobre cómo sexualizaron su imagen

Durante el podcast ‘Armchair Expert’ de Dax Shepard, la estrella de Hollywood recordó ambos momentos.

La actriz y modelo Brooke Shields es recordada como una de las famosas más bellas de los ochenta y noventa, aunque durante su adolescencia sufrió múltiples agresiones de carácter sexual por la hipersexualización con la que algunos medios de comunicación y marcas manejaron su imagen siendo todavía menor de edad.

Sobre todo, hay dos momentos clave en su vida donde estas situaciones se hicieron más evidentes: durante una campaña publicitaria en 1980 de la marca de jeans de Calvin Klein, y una entrevista que le hiciera después la periodista Barbara Walters en la que cuestionaba a Shields sobre su vida sexual y sus parejas, pues la consideró inapropiadas para una chica de su edad.

Durante el podcast ‘Armchair Expert’ de Dax Shepard, la estrella de Hollywood recordó ambos momentos que resultaron incómodos no solo para su carrera profesional, sino en su vida personal, pues le gritaban no solo a ella, sino también a su mamá por la publicidad que hizo para la marca de ropa.

La controversia de doble sentido

Cuando la actriz de ‘La Laguna Azul’ tenía 15 años participó en una campaña para Calvin Klein posando con los jeans de moda que en ese momento había lanzado la marca estadounidense de ropa. Durante los comerciales ella decía algunas líneas, pero la que resultó más debatida fue: “¿Quieres saber qué se interpone entre mis Calvins y yo?...Nada”.

Shields admitió que en ese momento no supuso que esta frase representara un doble sentido, como lo vieron las demás personas, que empezaron a atacarla por dicha publicidad y bombardearla de comentarios negativos.

“Estaba afuera cuando salieron, y de repente empecé a escuchar: ‘Los anuncios han sido prohibidos aquí, y Canadá no los pondrá’. Los paparazzi y la gente me gritaban y le gritaban a mi mamá: ‘¿Cómo has podido?’ Me pareció tan ridículo todo aquello”, contó Shields durante la conversación recuperada por la revista People.

“Yo era ingenua, no pensé en nada de eso. No creía que tuviera que ver con la ropa interior, no creía que fuera de naturaleza sexual. Era una frase que le decía a mi hermana: ‘Nadie puede interponerse entre mi hermana y yo’”, agregó.

La entrevista incómoda

Después llegó la controversial entrevista donde Barbara Walters comenzó a bombardearla con comentarios incómodos sobre su físico y su vida sexual, lo que provocaría todavía más su sexualización siendo todavía menor de edad, incluso la actriz comenta que lo que hizo Walters en ese momento no fue nada profesional , y que ni siquiera podía considerarlo periodismo.

Fue prácticamente criminal”, declaró la modelo. “No es periodismo”, señaló Shields, quien señaló que estas situaciones en conjunto crearían una sexualización evidente de su persona de la que, en ese momento, no se daría cuenta hasta ahora, que tiene 56 años.

También lee: