Tech

Bitcoin la pasa ‘muuuy mal’ tras giro de Musk sobre el ‘demente’ consumo de energía que demanda

La minería del token consume 66 veces más electricidad que a finales de 2015, según un informe reciente de Citigroup.

El director ejecutivo de Tesla, Elon Musk, redobló sus ataques contra la demanda de energía del bitcoin, calificando como “dementes” a las últimas tendencias de consumo.

Musk publicó en Twitter un gráfico de la Universidad de Cambridge que muestra que el consumo de electricidad del bitcoin se ha disparado este año. Es el segundo día que critica a la minería de criptomonedas por el uso de combustibles fósiles y se produce después de un anuncio de que Tesla suspendería las compras de automóviles con bitcoins.

El giro de uno de los creyentes más estrepitosos de las criptomonedas tomó a los inversionistas por sorpresa e hizo que los precios se desplomaran de forma generalizada. El bitcoin se hundía 10 por ciento, situándose por debajo de los 50 mil dólares. El operador de intercambio Coinbase Global cayó 2 por ciento en las operaciones anteriores a la apertura del mercado y otros tokens como ether y dogecóin se desplomaron.

“El bitcoin también es una manifestación del valor de internet y, por lo tanto, es lógico que las redes sociales y el culto a las celebridades tengan, y sigan teniendo, un efecto en la demanda”, dijo Stephen Kelso, jefe de mercados de ITI Capital.

La minería del token consume 66 veces más electricidad que a finales de 2015, según un informe reciente de Citigroup.


Musk señaló el miércoles que Tesla podría aceptar otras criptomonedas si son menos intensivas en energía, y dijo que la compañía no venderá ninguno de sus bitcoin.

No está claro qué motivó la decisión y Musk y Zachary Kirkhorn, director financiero de Tesla, no respondieron de inmediato a una solicitud de comentarios por correo electrónico. Kirkhorn sumó en marzo el título irónico de “Maestro de la moneda”, según un documento regulatorio.

Aun así, los tuits de Musk plantean preguntas sobre el atractivo del bitcoin como inversión en un momento en que las empresas institucionales expresan cada vez su preocupación por el cambio climático y los problemas ambientales.

“¿Seguramente habría hecho su diligencia antes de aceptar bitcoin?”, dijo Nic Carter, socio fundador de Castle Island Ventures, y una voz destacada entre los defensores del uso de la energía del bitcoin. “Es muy extraño y confuso ver este rápido cambio”.

La decisión de Musk en febrero de comprar mil 500 millones de dólares en bitcoins y planificar aceptar la moneda como forma de pago ha sido un catalizador importante en el mercado alcista de las criptomonedas. A los ojos de los analistas, ayudó a agregar legitimidad al token ya introducir nuevos inversionistas.

Los tuits de Musk sobre las criptomonedas a menudo han sido una broma, y su atención hacia el dogecóin llevó al token que nació como una broma a masificarse. En el pasado, bromeó con ser el “Dogefather” (padre de Doge) y el martes tuiteó: “¿Quieres que Tesla acepte a Doge?”

-Con la colaboración de Dave Liedtka*