Economía

México inicia 2022 con los motores económicos apagados, dicen especialistas

De aprobarse, la reforma energética tendría efectos muy negativos sobre las perspectivas de inversión, dicen expertos del IMEF.

La economía mexicana comienza 2022 con alta incertidumbre ante el riesgo latente por el alza de contagios de Covid-19, falta de inversión, debilidad en el consumo, la corrección monetaria que tendría que seguir el Banco de México y la iniciativa de reforma energética, aseguraron expertos del Instituto Mexicano de Ejecutivos de Finanzas (IMEF).

“La actividad económica efectivamente se estancó en el mes de diciembre del 2021 y hay una tendencia descendente de la economía, estamos perdiendo ritmo y lo vemos en diferentes indicadores”, aseguró Mario Correa, vicepresidente del Comité Nacional de Estudios Económicos del IMEF.

Manifestó que este año las condiciones para generar un crecimiento disminuyen, pues los motores de la economía muestran debilidad.

“El consumo de los hogares hoy en día se percibe débil porque hay mucha incertidumbre en torno a los trabajos e inflación, además muchas personas perdieron su trabajo, su pequeña empresa y para sobrevivir tuvieron que recurrir a su ahorro”, indicó.

“Por el contrario, hay que notar que una cifra muy buena son las remesas que tuvimos niveles extraordinarios a los 50 mil millones de dólares el año pasado, (pero) a pesar de (esa) entrada de dinero, el consumo no se ha recuperado cómo se debiera, entonces estamos ahí (con) un motor apagado”, expuso Correa en una videoconferencia.

Alejandro Hernández Bringas, nuevo presidente nacional del IMEF, dijo que “uno de los riesgos más relevantes viene dado por los cambios en el marco legal, especialmente por la iniciativa de reforma energética que está esperando ser discutida en el Congreso y que de aprobarse tendría efectos muy negativos sobre las perspectivas de inversión y sobre el crecimiento potencial del país, ya que cerraría las puertas a inversiones que hacen mucha falta y abriría la puerta a mayores costos para la producción”.

Añadió que “la efectividad del T-MEC como instrumento para el desarrollo dependerá de que no se violen sus capítulos. Por ello, hay que atender a la reciente carta emitida por el Comité de Finanzas de Estados Unidos, mencionando su preocupación sobre la falta de cumplimiento de una larga lista que menciona violaciones en materia laboral, agrícola, comercio digital, medio ambiente, telecomunicaciones, sector farmacéutico y el tema más importante, el de la pretendida reforma energética”.