Economía

Así quiere México recuperar la certificación camaronera para poder exportar a EU

El gobierno publica un plan de acciones emergentes para garantizar la conservación de las tortugas marinas.

Las malas prácticas de los pescadores de camarón provocaron que durante sus jornadas laborales capturaran ‘por error’ tortugas marinas, razón por la que México perdió la certificación para poder exportar camarón de bahía y altamar a Estados Unidos.

Ante este panorama, el Gobierno de México publicó este miércoles en el Diario Oficial de la Federación (DOF) un plan de acciones emergentes para garantizar la conservación de las tortugas marinas.

“Incluimos un conjunto de acciones emergentes e inmediatas de naturaleza tanto preventiva como correctiva, y que van encaminadas a garantizar la protección y la conservación de estas especies marinas, así como a lograr la debida aplicación y observancia de la Ley respecto al empleo y uso adecuado de los Dispositivos Excluidores de Tortugas marinas (DET) utilizados por la flota camaronera de arrastre en aguas marinas de jurisdicción federal de los Estados Unidos Mexicanos, en cumplimiento a la normatividad vigente en la materia”, se puede leer en el DOF.


De esta forma, el gobierno mexicano espera avanzar de manera firme en el propósito de obtener la recertificación a favor del país.

El plan considera la impartición de cursos teóricos-prácticos dirigidos a rederos, tripulantes, oficiales federales de Pesca de la Comisión Nacional de Acuacultura y Pesca (Conapesca) y a elementos de la Secretaría de Marina (Semar), así como a personal de la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa).

Además, de tener en cuenta la instrumentación de medidas de control y verificación e imposición de sanciones para quienes transgredan la normatividad aplicable.

México perdería más de 250 mdd anuales sin certificación


Juan Cortina, presidente del Consejo Nacional Agropecuario (CNA), señaló que se deben tomar medidas urgentes, ya que México destina el 80 por ciento de sus exportaciones camaroneras a territorio estadounidenses, lo que genera divisas de 257 millones de dólares anuales.

“En 2010 ya habíamos vivido este embargo por la misma causa. En ese año se estimó que las pérdidas llegaron a 90 millones de dólares”, puntualizó.

Agregó que aunque los camarones cultivados en granjas acuícolas no entran en esta suspensión, no tienen la misma demanda que el crustáceo silvestre debido a su sabor, una característica reconocida por el mercado estadounidense.

“Por ello, necesitamos ver con amplitud las alternativas que tenemos para que no se repita el mismo nivel de pérdidas que hace once años”, apuntó.

En la última década, México venía registrando una tendencia alcista en los niveles de exportación de camarón.

“Tan solo en 2019 se exportaron cerca de 42 mil toneladas, un incremento del 25.3 por ciento en comparación con el año previo; estas ventas sumaron 386 millones de dólares, es decir, un 18.9 por ciento más que en 2018, sin embargo, este crecimiento podría verse desacelerado debido al embargo de EU”, destacó el presidente del CNA.