Nacional

No es necesario hacerse prueba COVID, pese a síntomas: Sheinbaum

La Jefa de Gobierno capitalina reconoció que actualmente existen niveles de contagio similares a los registrados hace un año.

No es necesario que los habitantes de la Ciudad de México, que presenten síntomas de COVID-19, se realicen una prueba, porque la población está vacunada, aseveró la jefa de Gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum.

Tras la instalación del gabinete de seguridad y mesas de paz en la alcaldía Milpa Alta, la funcionaria reconoció que actualmente existen niveles de contagio similares a los registrados hace un año; sin embargo, en la capital sólo se registran 600 personas hospitalizadas, cuando hace un año había 9 mil.

Explicó, en conferencia de prensa, que las vacunas no evitan el contagio, pero sí disminuyen la gravedad de la enfermedad, por lo que su gobierno tiene como estrategia acelerar la aplicación de la tercera dosis.



“(Ante ello) no es necesario que se vayan a hacer en este momento una prueba. ¿Por qué es distinto a antes? Porque hoy estamos vacunados completamente. Entonces la estrategia es vacunar, vacunar y vacunar”, remató.

“Y a todos los demás, pues las medidas de precaución que ya sabemos: uso de cubrebocas, sana distancia, pero no es necesario entrar a un proceso de cierre de negocios o de cierre de las escuelas”, aseveró.

Sheinbaum Pardo refirió que la variante ómicron, al ser más contagiosa, se anticipa al cambio de los criterios para el uso de pruebas, tanto en el ámbito federal como local.

Informó que para ello este lunes se realizará una reunión entre los gabinetes de salud, tanto del gobierno federal como de la Ciudad de México, con el objetivo de definir en qué casos la población que padece COVID-19 deberá dirigirse a un hospital, si tiene tres días con fiebre o si su oxigenación se ubicó abajo de 90.

“Estas características se van a emitir para que las personas sepan en qué casos deben dirigirse al hospital, y si no hay que tener los cuidados adecuados. Esa es la orientación general que nos han dado los médicos. Entonces, por eso, el tema de la transmisión que es mucho más rápida está cambiando los criterios para el uso de las pruebas”, agregó.

Precisó que el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) cambiará sus criterios, porque para las incapacidades se pedía una prueba negativa para regresar al trabajo o se pedía una prueba positiva para poder tramitar la incapacidad.

“Todos estos criterios los estaba cambiando el IMSS para evitar estas largas filas de las pruebas”, agregó.

Por otra parte, Sheinbaum indicó que el 18 de enero iniciará la vacunación de refuerzo contra COVID-19, para personas de 50 a 59 años en la capital.