Mundo

Como Biden no dará ‘lana’.... Texas busca financiar muro fronterizo con una ‘coperacha’

A través de una página web, los ciudadanos podrán cooperar con el gobierno estatal para la construcción de dicho muro.

El gobernador de Texas, Greg Abbott, anunció este miércoles que construirá más barreras a lo largo de la frontera de Estados Unidos con México con la ayuda de 250 millones de dólares estado y del esquema ‘crowdsourcing’, como parte de una propuesta emergente que también extiende su lucha política por la inmigración en la administración del presidente Joe Biden.

Más de una docena de miembros republicanos de la Cámara de Representantes y el Senado de Texas se unieron a la propuesta de Abbott durante una conferencia de prensa transmitida en vivo.

En dicha comparecencia, Abbott anunció sus intenciones de contratar a más personal para continuar construyendo una versión de un muro anunciado la semana pasada, haciéndose eco de la promesa de campaña inconclusa del expresidente Donald Trump de fortalecer el sur.


También mencionó que está pidiendo al gobierno federal la devolución de los terrenos obtenidos para el muro del gobierno de Estados Unidos y los devuelva a los ciudadanos privados que puedan permitir al gobierno de Texas terminar el trabajo.

La senadora Jane Nelson, presidenta del Comité de Finanzas del Senado estatal, dijo en la rueda de prensa que los 250 millones de dólares de dinero -a los que Abbott se refirió como un pago inicial- se estaban asignando según lo autorizado en las órdenes de emergencia. No aclaró de dónde procedía originalmente el dinero público, pero en una carta difundida posteriormente por la oficina de Abbott el gobernador dijo que procedería del presupuesto del Departamento de Justicia Penal de Texas.

El estado también ha habilitado una página web y un apartado postal para que cualquier persona pueda donar dinero para el muro de Abbott.

Un gran número de migrantes ha estado apareciendo en la frontera de Estados Unidos con México, y muchos de ellos se han entregado a los agentes de la Patrulla Fronteriza de Estados Unidos en busca de asilo legal. Pero el número de familias y niños que viajan sin sus padres cruzando a Estados Unidos ha disminuido considerablemente desde marzo y abril, mientras que los encuentros con adultos solos se han mantenido altos.


Abbott, quien enfrenta la reelección el año que viene, ha tomado más medidas en materia de inmigración desde que Biden asumió el cargo, incluido el envío de más policías estatales y guardias nacionales a la frontera para detener a las personas que entran ilegalmente en el país o a los cárteles que trafican con drogas ilegales.

Abbott también ha pedido ayuda a otros estados, y el miércoles, el gobernador republicano de Florida, Ron DeSantis, atendió ese llamado, anunciando que enviaría fuerzas de seguridad de su estado a Texas y Arizona, donde su colega republicano Doug Ducey también ha pedido ayuda a otros estados.

Cabe señalar que el presidente Joe Biden suspendió la construcción de un muro fronterizo al asumir el cargo, y su administración anunció recientemente un plan para desviar fondos de lo que fue el proyecto emblemático del expresidente Donald Trump.