Entretenimiento

Daniel Craig confiesa que va a bares gay ‘desde que tiene uso de razón’

Platica que, contrario a los bares hetero, en los bares gay “Todo el mundo estaba chill. No tenías que anunciar tu sexualidad”.

Después del estreno de la más reciente entrega de James Bond,Sin tiempo para morir’, la figura de Daniel Craig, quien ha interpretado al agente más famoso de Hollywood en las últimas cinco películas de Bond, ha estado más presente en los medios.

Prueba de ello es que el martes pasado participó en el podcast de Bruce Bozzi, llamado ‘Lunch with Bruce’. En el mismo se llegó a un punto en la conversación en que Craig hizo una confesión que podría sorprender a más de una persona: “He estado yendo a bares gay desde que tengo uso de razón”.

Tiene buenas razones para hacerlo, y las comenta durante la charla que entabló con Bozzi: “Una de las razones es porque no me meto en peleas en los bares gay tan a menudo”. Esto tendría sentido tomando en cuenta que, desde que era joven, le pasaba bastante seguido que terminaba enredado en un riña cuando iba a otros tipos de bares.


“Me cansé cuando era más joven del tipo agresivo lanzando golpes en bares hetero porque yo no quería meterme en riñas. Y así pasaba, pasaba bastante”, confesó en la entrevista.

Esa es una de las principales razones. Y platica que, contrario a los bares hetero, en los bares gay “Todo el mundo estaba chill. No tenías que anunciar tu sexualidad. Estaba OK, y era un lugar muy seguro para estar”.

No desaprovechó la oportunidad para confesar que, además, el ligar en este tipo de centros nocturnos era mucho más cómodo tanto para él como para las chicas que encontraba en estos lugares. “Podía conocer a chicas ahí, porque hay muchas chicas ahí por exactamente la misma razón que yo”, dice.

Hace algunos años se había cuestionado la sexualidad del actor porque se le vio salir de un bar LGBT+ en California, lo que desató los rumores sobre la sexualidad de Craig. Coincidentemente, estaba con el presentador del podcast, quien es su gran amigo desde hace años y también recordaron aquella anécdota.

“Somos táctiles, nos queremos. Nos damos abrazos, está bien. Somos dos malditos hombres adultos”, opinó Craig sobre eso.