Dos franquicias mexicanas buscan internacionalizarse
menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Dos franquicias mexicanas buscan internacionalizarse

COMPARTIR

···
menu-trigger
Empresas

Dos franquicias mexicanas buscan internacionalizarse

bullet

30/01/2013
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

 
Adriana Rodríguez Canales/Finsat
 
 
Después de consolidarse en México como uno de los modelos de negocios más exitoso, las franquicias mexicanas enfrentan ahora el reto de llevar sus bondades empresariales a otras partes del mundo.
 
De acuerdo con la Asociación Mexicana de Franquicias (AMF), sólo 40 marcas franquiciantes de nuestro país tienen presencia en el extranjero, cuando hay más de 100 con el potencial de expandirse internacionalmente.
 
Aunque el sector espera un mayor apoyo gubernamental durante este 2013 para avanzar en esta materia, hay marcas que ya están tomando la iniciativa, y esperan abrir nuevos mercados, sobre todo en Sudamérica.
 Evercil
 
Evercil es una empresa franco-mexicana, especializada en extensiones de pestañas, tratamientos capilares y productos para el cuidado de las pestañas, cabellos, cara y cuerpo. Empezó a franquiciar en 2011, pero hoy en día ya cuenta con más de 17 clínicas en nuestro país y planea concluir este 2013 con más de 35.
 
“Estamos trabajando con ProMéxico, y estamos buscando expandirnos a Chile y Colombia. Por la distancia estaríamos buscando otorgar franquicias maestras, para que el inversionista local pueda encargarse de distribuir los productos, y capacitar y dar atención de los franquiciatarios de su país. Además, estamos evaluando Estados Unidos, pero inicialmente empezaríamos otorgando dos licencias, debido a que la legislación en materia de franquicias en este país es muy compleja, y requiere de una alta inversión”, explicó Christophe Belloncle, presidente de la empresa.
 
El empresario confió en que el concepto tendrá una gran aceptación en el extranjero, tal y como la ha tenido en México, donde se han distinguido por ofrecer un servicio, productos y  la técnica de aplicación es de alta calidad.
 
“A nuestros clientes les gusta la atención personalizada, y es por ello que pedimos que el franquiciatario esté muy presente en el negocio  y que conozca muy bien su mercado. Los primeros clientes serán familiares y amigos  y la captación vendrá gracias a la misma promoción que nos hacen nuestros clientes.  Además promovemos condiciones laborales muy estables, para inhibir la rotación, un problema del que adolece esta industria. Con esto también podemos promover la atención personalizada”, recalcó el directivo.
 
Sobre su desarrollo en México, comentó que ha sido muy frustrante contar con los franquiciatarios capacitados para abrir más unidades, pero sin acceso al financiamiento. Es por ello que por iniciativa propia, promoverá ante la Asociación de Bancos de México la creación de un programa que permita apoyar al sector de la franquicia, con créditos flexibles.
 
La inversión para una clínica de Evercil es de entre 800,000  y 1.2 millones de pesos, que ya incluye cuota de franquicia, nobiliario, remodelación e inventario inicial, y algo de capital de trabajo. El retorno de la inversión varía entre 18 y 30 meses; y para obtener 30% de utilidad, con 40,000 pesos de gastos de operación, se requieren de 80 clientes fijos. Cobran regalías de 5.5% y 2.5% más como cuota de publicidad.
 Franquicias de Alto Consumo de México
 
La empresa Franquicias de Alto Consumo de México, con su marca insignia La tiendita de 3 pesos, fue una de las pioneras en México implementando el concepto de las tiendas de un sólo precio.
 
Con el tiempo, agregaron a su cartera las marcas Chissa, Infinance y Barañas Todo a 5 pesos, que recibió un reconocimiento durante la pasada edición del premio Best Franchisee of the World.
 
“Desde antes del reconocimiento ya teníamos un plan de expansión a Sudamérica, específicamente a Brasil y Perú. El mercado brasileño es del doble que el mercado mexicano, y planeamos abrir entre 50 y 60 tiendas durante el primer año de operación. El reto que estamos enfrentando es que queremos llevar los productos mexicanos para allá. Perú es un mercado más pequeño, y la proyección es más conservadora. Y para México planeamos crecer alrededor de 18%, y abrir 20 franquicias y 10 tiendas propias. Con estas unidades esperamos estar generando alrededor de 100 empleos”, señaló el emprendedor.
 
El atractivo que ha generado la marca entre los inversionistas es que es un concepto de baja inversión, con un alto impacto dentro de los consumidores, y con un retorno de inversión muy acelerado. Además no se cobra ni cuota de entrada ni regalías.
 
La inversión fluctúa entre 100,000 y 130,000 pesos, y está considerado el primer inventario y la adecuación del local. El retorno está estimado entre los 8 y 10 meses; con una rentabilidad mínima por producto de 40%.
 
“Al consumidor final le acercamos los artículos de mayor utilidad, como  artículos para el hogar, cosméticos, papelería, bisutería, artículos de temporada, entre otros, y de mayor calidad", explicó.
 
Asegura que 70% de los productos son nacionales y 30% de importación. Y que han dado prioridad a la selección de proveedores y han apoyado a pequeños talleres familiares que tienen un producto de calidad. Alrededor de 40% de toda su mercancía –compuesta por más de 5,000 productos- provienen de estos pequeños talleres.
 
También han llevado a cabo alianzas con desarrolladores y tiendas de autoservicio.