Transporte y Movilidad

De almacén a dark store, centros de distribución se transforman

La apertura de estos mini centros de operación logística contribuye a acercar los pedidos a los consumidores, por ende, a reducir costos de transportación.

Las grandes firmas de retail están evolucionando de tener grandes centros de distribución a invertir en la creación de dark stores, una especie de mini centros logísticos urbanos, ante la nueva normalidad, el crecimiento exponencial del e-commerce y la necesidad de los consumidores de recibir sus productos el mismo día de su compra.

Francisco Giral, CEO de NetLogistik define una dark store (tienda oscura) como una tienda cerrada al público en donde se preparan y envían los productos, dedicada a atender al consumidor, el cual después de su compra online -click and collect el consumidor tendrá dos opciones: pasar a recogerlo a una dark store o recibirlo en su domicilio.

Aunque también las dark stores pueden estar ocupando todo un piso dentro de la tienda departamental para ser utilizado solo como punto de entrega.

Dentro del webinar organizado por #SoyLogístico, Francisco Giral enfatizó que las dark stores de los grandes retails se están instalando en diferentes puntos dentro de las grandes ciudades para reducir los costos del transporte en la última milla.

“Anteriormente, logísticamente hablando, se tenía claro que los puntos de venta debían interactuar con otros nodos logísticos como el almacén y el transporte. Ahora, con la nueva normalidad, el almacén cumple funciones de dark store creando cambios y ajustes en la última milla para brindar una mejor visibilidad y planeación de rutas para la entrega”.

El e-commerce los está revolucionando

De acuerdo con Jorge Reyes, asesor de soluciones y ejecución en Blue Yonder, los desafíos ante la nueva normalidad, está impactando a las empresas del retail, quienes se enfrentan a los cambios acelerados de los consumidores a causa del e-commerce.

“Ahora los compradores buscan disponibilidad antes que lealtad, están pasando de hacer compras esporádicas a periódicas y requieren entregas al día siguiente o hasta en el mismo día, lo que lleva a requerir disponibilidad inmediata de transporte, así como un rediseño de las cadenas de suministro”.

Destacó que cada vez más, los consumidores esperan su producto el mismo día de su compra y que el 46 por ciento de ellos abandonan su carrito de compra, si no se les muestra cuándo llegará su envío.

“Para cubrir estas necesidades, las empresas deben estar preparadas con dos tipos de softwares: un Order Management Systems (OMS) para administrar los pedidos y el Warehouse Management Systems (WMS) para el control de almacén e inventario, para poder coordinar todo el proceso de entrega”, señaló Jorge Reyes.

¿Cuándo y cómo una dark store?

Para implementar una dark store, Jorge Reyes señaló que es importante determinar la variedad de productos que se pueden tener; si debe automatizarse o no; si tiene la capacidad para entregar ahí mismo, desde la tienda o desde el centro de distribución; así como los tiempos de entrega.

Para Erick Ortega, líder de sistemas de Información en HEB México, todo depende de las expectativas que se quiera brindar a los clientes; además de reconocer primero cual es el 20 por ciento de los productos que hacen el 80 por ciento de las ventas. “Con estos productos, es con los que se debe iniciar una dark store”.

En la experiencia de Eduardo Flores, director general adjunto de Price Shoes, empresa que actualmente está desarrollando una dark store de 14 mil metros cuadrados, es importante identificar tres ejes: el nivel de servicio que se quiere dar; analizar la red de distribución y la capacidad de surtido con lo que requiere la empresa para entregar; y dimensionar los costos logísticos.

Rosa Angélica Gómez, senior operations manager en Old Navy, agregó que también para determinar si se requiere una dark store o un centro fulfillment, es indispensable hacer un análisis del tipo de negocio, producto y cliente, y apoyarse con sistemas para aproximar o reducir los tiempos de la última milla hasta llegar al cliente.

Indicó que muchas de las empresas están desarrollando en estos momentos este tipo de onmicanales para atender las compras en línea con las herramientas que tienen disponibles: sin embargo, eventualmente tendrán que implementar sistemas que apoyen a desarrollar aún más el negocio y dar rapidez al procesamiento a las órdenes, como lo requieren actualmente los consumidores.

En el caso de Old Navy, dijo que por ahora no tienen en México una logística robusta con la infraestructura adecuada, por lo que ya están considerando recurrir a las dark stores o a un centro fulfillment.


Cinco puntos a considerar para operar una dark store son:

  1. -Infraestructura: tener definido un lay out para organizar el almacén, que además servirá para simular el equipo y espacios se requieren. Para tener la flexibilidad de crecer o achicar la operación.
  2. -Abasto: el nivel de inventario que se manejará, que sea suficiente y se pueda depurar.
  3. -Sistemas (IT): para la dark store se requiere de un OMS y WMS los cuales deberán interactúan en sincronía.
  4. -Capital humano: la productividad de la gente y la administración de recursos.
  5. -Control de indicadores: para medir inventarios, pedidos, surtido, etc.

Fuente: Eduardo Flores, director general adjunto de Price Shoes.