Tech

China ‘pone freno’ a industria del bitcoin: prohíbe transacciones de criptomonedas

Esta es la medida más dura que ha tomado China hasta ahora contra los activos digitales.

China prohibió todas las transacciones de criptomonedas y prometió poner fin a la minería ilegal, dando el golpe más duro hasta ahora a la industria de un billón de dólares.

Las transacciones relacionadas con las criptomonedas se considerarán actividades financieras ilícitas, incluidos los servicios prestados por las bolsas extraterritoriales, informó el Banco Popular de China en su sitio web. Agregó que las criptomonedas, incluidas el bitcóin y el tether, no son monedas fiduciarias y no pueden circular.

Es la medida más dura que ha tomado China hasta ahora contra las criptodivisas y ataca el corazón de un mercado que se ha disparado este año y ha atraído a entusiastas como el multimillonario Elon Musk. China lleva mucho tiempo expresando su descontento con las criptomonedas por sus vínculos con el fraude y el lavado de dinero, así como por el uso excesivo de energía.


El bitcóin desplomó tras el anuncio, cayendo un 7 por ciento a unos 41 mil 500 a las 8:26 a.m. en Nueva York. El estricto enfoque de China es parte de la razón por la que el precio del bitcóin se desplomó en mayo y ha luchado por recuperar sus máximos históricos anteriores por encima de los 60 mil dólares.

Si bien es probable que siga habiendo especuladores en China continental, la actividad ya se ha desplazado fuera del país a lo largo de los años en medio de regulaciones cada vez más estrictas, dice Clara Medalie, directora de investigación del proveedor de datos Kaiko.

“Las noticias de China sin duda afectan a los mercados porque pueden agitar el sentimiento del mercado, pero el efecto real de otra prohibición china tiene un impacto mínimo en la estructura subyacente del mercado en este momento”, señaló.

China alberga una gran concentración de los mineros de criptomonedas del mundo, que requieren enromes cantidades de energía y, por lo tanto, van en contra de los esfuerzos de la nación para frenar las emisiones de gases de efecto invernadero.

El país es un actor dominante en el sector de los criptoactivos y, hasta abril, tenía una participación del 46 por ciento en la tasa de hash global, una medida de la potencia informática utilizada en la minería y el procesamiento, según el Índice de Consumo Eléctrico del Bitcóin de Cambridge.

Los inversionistas deberían esperar una “reacción de precios instintiva a medida que China le quita el viento al bitcóin”, señaló Antoni Trenchev, cofundador del prestamista de criptomonedas Nexo. “El reciente repunte desde poco menos de 40 mil dólares probablemente ha seguido su curso por ahora”.