Tech

Apple prepara nueva generación de computadoras Mac

La compañía prevé lanzar al mercado los dispositivos rediseñados a principios de este verano, según fuentes de Bloomberg.

Apple se prepara para lanzar nuevas computadoras portátiles y de escritorio Mac con procesadores más rápidos, diseños innovadores y conectividad mejorada a dispositivos externos, con lo que acelerará su esfuerzo por reemplazar los chips Intel y superar a los fabricantes de PC.

La revisión abarca una amplia gama de Mac, incluida la computadora portátil de gama alta, la MacBook Pro, la portátil destinada al mercado masivo, la MacBook Air, y sus computadoras de escritorio, Mac Pro, iMac y Mac mini, según personas familiarizadas con el tema.

Se espera que las MacBook Pro rediseñadas salgan tan pronto como a principios de este verano, dijeron las fuentes, quien solicitaron el anonimato.


Se prevé una MacBook Air renovada, una nueva MacBook Pro de gama baja y una estación de trabajo Mac Pro completamente nueva.

La compañía también trabajan en una computadora de escritorio Mac mini de gama alta y una iMac más grande. Las máquinas contarán con procesadores diseñados internamente que superarán en gran medida el rendimiento y las capacidades de los chips M1 actuales, según las fuentes.

Apple planea lanzar las MacBook Pro rediseñadas en tamaños de pantalla de 14 pulgadas (nombre en clave J314) y 16 pulgadas (J316). Tendrán un diseño exterior renovado, un cargador MagSafe magnético y más puertos para conectar unidades y dispositivos externos. Apple recuperaría el puerto HDMI y la ranura para tarjetas SD, que rechazó en versiones anteriores, lo que generó críticas de fotógrafos y similares.

La empresa dijo este martes que la nueva iMac de 24 pulgadas estará disponible en las tiendas el 21 de mayo y sus acciones se mantuvieron prácticamente sin cambios.


Los envíos de PC aumentaron 32 por ciento en el primer trimestre, dijo Gartner el mes pasado, el crecimiento interanual más rápido desde que la firma comenzó a rastrear el mercado en 2000. Apple fue el cuarto vendedor líder con el 15 por ciento del mercado estadounidense, un aumento del 12 por ciento respecto al mismo trimestre del año anterior y del 8 por ciento a nivel mundial.

La línea de productos Mac ha contribuido cada vez más a los ingresos de la empresa. En el primer trimestre generaron 9 mil 100 millones de dólares, o el 10 por ciento de las ventas totales.

Los nuevos chips

El otoño pasado, Apple comenzó a reemplazar los procesadores Intel con chips M1, basados en la misma tecnología en el iPhone y el iPad. Estos chips consumen menos energía y permiten que la Mac ejecute las mismas aplicaciones que los dispositivos móviles.

Ahora, las iteraciones más potentes del silicio de la compañía están llegando a la línea Mac. Tendrán más gráficos y núcleos informáticos, lo que aumentará la velocidad para las tareas diarias y un trabajo tan intensivo como la edición y programación de videos.

Para las nuevas MacBook Pro, Apple planea dos chips diferentes, con nombre en código Jade C-Chop y Jade C-Die. Ambos incluyen ocho núcleos de alto rendimiento y dos núcleos energéticamente eficientes para un total de 10, pero se ofrecerán en 16 o 32 variaciones del núcleo de gráficos.

Los núcleos de alto rendimiento se activan para trabajos más complejos, mientras que los núcleos de bajo consumo funcionan a velocidades más lentas para necesidades más básicas como la navegación web, lo que preserva la vida útil de la batería. Los nuevos chips se diferencian del diseño del M1, que tiene cuatro núcleos de alto rendimiento, cuatro núcleos energéticamente eficientes y ocho núcleos gráficos en el MacBook Pro actual de 13 pulgadas.

Los chips también incluyen hasta 64 gigabytes de memoria frente a un máximo de 16 en el M1. Tendrán un motor neuronal mejorado, que procesa las tareas de aprendizaje automático y permitirá la adición de más puertos Thunderbolt, que permiten a los usuarios sincronizar datos y conectarse a dispositivos externos, que los dos en el MacBook Pro M1 actual.

Esta será la primera vez que las Mac profesionales incorporen procesadores principales internos; eventualmente, la compañía dejará de vender los Intel MacBook Pro de gama alta.

Apple también ha estado trabajando en una versión más potente de la Mac mini (nombre en clave J374) con el mismo chip que la próxima MacBook Pro. Se espera que tenga cuatro puertos en comparación con el par disponible en la versión actual de gama baja y que se ubique por encima del actual M1 Mac Mini de nivel de entrada.

La empresa podría retrasar o cancelar el lanzamiento del nuevo mini, como lo ha hecho en el pasado, pero es probable que reemplace la versión equipada con Intel que ahora vende.

Los compradores de la computadora de escritorio Mac Pro de gama alta, prevista para el próximo año, probablemente tendrán la opción de dos procesadores que son dos o cuatro veces más potentes que el nuevo chip MacBook Pro de gama alta.

Con el nombre en clave Jade 2C-Die y Jade 4C-Die, se planea que una Mac Pro rediseñada venga en 20 o 40 variaciones de núcleo de computación, compuestas por 16 núcleos de alto rendimiento o 32 núcleos de alto rendimiento y cuatro u ocho núcleos de alta eficiencia. Los chips también incluirían opciones de 64 o 128 núcleos para gráficos.

Los recuentos de núcleos informáticos superan el máximo de 28 núcleos que ofrecen los chips Intel Mac Pro de hoy, mientras que los chips gráficos de gama alta reemplazarían las piezas que ahora fabrica Advanced Micro Devices Inc.

La nueva Mac Pro ha estado en proceso durante varios meses y se espera que se vea como una versión más pequeña del diseño actual, que se lanzó en 2019, informó Bloomberg News.

Apple también ha estado trabajando en una iMac más grande con procesadores internos, pero el desarrollo de esa versión se detuvo hace meses en parte para permitir que Apple se concentre en lanzar el modelo rediseñado de 24 pulgadas este mes.

Para una MacBook Air rediseñada y de gama alta planificada para finales de año, Apple está planeando un sucesor directo del procesador M1. Ese chip, con nombre en código Staten, incluirá la misma cantidad de núcleos informáticos que el M1, pero funcionará más rápido. También verá el número de núcleos gráficos aumentar de siete u ocho a nueve o 10. Apple también está planeando una actualización de la MacBook Pro de gama baja de 13 pulgadas con ese mismo chip.

Ya en 2022, Apple planea reemplazar la última parte restante de Intel con una versión interna. Las Mac M1 actuales de Apple todavía usan un componente Intel conocido como USB Retimer, que ayuda a alimentar los puertos USB-C y Thunderbolt en sus computadoras.