Mundo

Ese smog no lo tiene ni CDMX: Contaminación en Londres supera los niveles de Beijing

Las mala calidad del aire se asocia con 4 mil muertes prematuras al año en Londres.

Una mezcla de alta presión atmosférica, poco viento y emisiones contaminantes hizo que la calidad del aire de Londres fuera peor que la de Beijing este viernes.

Si bien la contaminación llega a Londres desde el centro y el sur de Europa en esta época del año, actualmente la falta viento hace que las emisiones permanezcan en la ciudad, según Andrew Grieve, analista de calidad del aire en el Grupo de Investigación Ambiental del Imperial Colegio Londres.

“Tuvimos cinco días de acumulación gradual de contaminación”, aseguró.

La primavera también es cuando los agricultores de todo el Reino Unido y el continente esparcen fertilizantes, lo que empeora aún más la calidad del aire.

Alerta de calidad del aire

Sadiq Khan, alcalde de Londres, renovó la primera advertencia de calidad del aire realizada en agosto de 2020.

La alerta se renovó después de que el Imperial College London pronosticó que los niveles de contaminación se mantendrían altos este viernes, dijo la oficina del alcalde.

El gobierno instó a los londinenses a no conducir sus automóviles, detener el ralentí del motor y abstenerse de quemar madera o desechos de jardín. También aconsejó a las personas con problemas cardíacos y pulmonares que evitan el ejercicio físico.

Vientos provenientes del Mar del Norte durante el fin de semana probablemente comenzarán a despejar el aire.

El domingo debería ser mucho mejor”, dijo Andrew Grieve.

Los países del continente europeo también están luchando contra el smog.

En Bélgica, el gobierno impuso un límite de velocidad temporal de 90 kilómetros por hora en algunas autopistas, mientras que el transporte público en la capital, Bruselas, se hizo gratuito el viernes y el sábado para fomentar un menor uso de automóviles.

El país estaba experimentando altas concentraciones de polvo fino que también se debían en parte a la baja velocidad del viento, según informes de los medios locales.

La contaminación sigue siendo un grave problema en la capital británica y la mala calidad del aire se asocia con 4 mil muertes prematuras al año, según funcionarios de la ciudad.

Una Zona de Emisiones Ultra Bajas, que impone una carga diaria por el uso de vehículos con emisiones de escape más altas, se ampliará el próximo año para cubrir un área de más de 965 kilómetros cuadrados.


También lee: