AEF and TTV Feeds

Nueva York hace oficial la legalización de consumo lúdico de la mariguana

Nueva York se convertirá en el segundo mercado de mariguana legal más grande de EU después de que el gobernador Andrew Cuomo firmó este miércoles una legislación que permite la concesión de licencias a los dispensarios.

Los escaparates de las tiendas de cannabis podrán abrir tan pronto como el próximo año en virtud de la medida que la legislatura aprobó el martes.

Nueva York es el decimosexto estado que decide permitir que los adultos consuman cannabis, aunque las tiendas de marihuana probablemente no abrirán en Nueva Jersey hasta el próximo año, y la ley de Dakota del Sur está siendo apelada. La legislatura de Nuevo México está en camino de aprobar su proyecto de ley esta semana. Según la ley de Nueva York, a los adultos mayores de 21 años se les permitiría comprar y consumir cannabis.

“Este es un día histórico en Nueva York, uno que corrige los errores del pasado al poner fin a las duras sentencias de prisión, abraza una industria que hará crecer la economía y da prioridad a las comunidades marginadas para que las que más han sufrido sea el primero en cosechar los beneficios “, aseguró Cuomo en un comunicado.

Una vez implementado por completo, se anticipa que el programa de Nueva York generará decenas de miles de empleos y alrededor de 4.2 mil millones de dólares en ventas, solo detrás de California, que tuvo alrededor de 4.4 mil millones de dólares en ventas en 2020.

Las ciudades y pueblos tendrían hasta finales de este año para optar por no tener dispensarios y cafés de mariguana en sus comunidades.

La firma de Cuomo pone en marcha la eliminación automática de registros de personas con condenas previas relacionadas con el cannabis por actividades que ya no están penalizadas.


La aprobación del proyecto de ley fue aplaudida por las empresas de cannabis y los grupos de libertades civiles.


“Por fin, Nueva York garantizará una industria de la mariguana legal diversa e inclusiva y reinvertirá en las comunidades de color que han sido devastadas por la guerra contra las drogas, el encarcelamiento masivo y un legado de arrestos desproporcionados por posesión de drogas”, aseguró Donna Lieberman, directora ejecutiva del sindicato New York Civil Liberties, en un comunicado.

Cuomo y los líderes legislativos se centrarán a continuación en la contratación de personal para la Junta de Control de Cannabis y la Oficina de Gestión de Cannabis del estado para establecer regulaciones para todo, desde el cultivo en el hogar hasta la concesión de licencias.

La legislación limita el número de licencias para las grandes corporaciones e impone impuestos a las ventas y al consumo que se estima que eventualmente generarán alrededor de 350 millones de dólares al año.

El dinero recaudado a través de un impuesto sobre las ventas del13 por ciento se dividiría entre el estado (9 por ciento) y las localidades (4 por ciento). Los distribuidores cobrarán un impuesto especial adicional de hasta 3 centavos por miligramo de THC, el ingrediente activo del cannabis, utilizando una escala móvil basada en el tipo de producto y su potencia.

Los ingresos fiscales se utilizarán para administrar y supervisar el programa estatal de cannabis, y el dinero restante se dividirá entre programas que intentan ayudar a las personas a reconstruir sus vidas después de los arrestos por posesión de marihuana, ayuda para sus vecindarios, educación y tratamiento por drogas.