Nacional

Día mundial de la libertad de prensa: México es el país más mortífero para el periodismo

Reporteros Sin Fronteras aseguró en su informe que México es uno de los países más peligrosos para ejercer el periodismo, y en buena parte se debe a una narrativa violenta en su contra.

Debido a la cantidad de periodistas asesinados en México durante el último año, la organización Reporteros Sin Fronteras catalogó al país como “el más mortífero del mundo” en el marco del día internacional de la libertad de prensa.

De acuerdo con sus indicadores de seguridad para periodistas, México se ubica en el lugar 179 de 180 en la clasificación mundial. Algunos factores importantes que destaca la organización para que el país tenga esa posición es la retórica “tan violenta como estigmatizante contra los periodistas, a los que acusan regularmente de promover a la oposición” de parte del presidente Andrés Manuel López Obrador, así como otros funcionarios del Gobierno.

Reporteros Sin Fronteras asegura que el hecho de que México sea uno de los países con mayor concentración mediática del mundo hace complicado que medios emergentes obtengan un espacio, esto ha dado paso al periodismo independiente, gremio que ha tenido casos de periodistas asesinados recientemente.

La organización Human Rights Watch también considera que la narrativa violenta que sufren los periodistas en México atenta contra la libertad de prensa.

En un informe publicado este martes acusa que “el presidente Andrés Manuel López Obrador debería adoptar medidas urgentes para fortalecer el mecanismo de protección del gobierno federal, cesar el hostigamiento a periodistas que critican al gobierno y asegurar que los fiscales pongan fin a la impunidad casi absoluta de estos crímenes”.

Señaló que los ocho periodistas asesinados en México durante 2022 representan la segunda cifra más alta registrada en el mundo, solo por debajo de Ucrania, país que actualmente está en guerra con Rusia y donde se han reportado al menos 12 decesos.

Tyler Mattiace, investigador de Human Rights Watch, señaló que “el presidente López Obrador no solo no ha abordado la violencia contra la prensa, sino que además sigue utilizando sus conferencias mañaneras para hostigar e intimidar a periodistas”.


No desaparecen los riesgos y no hay acciones para proteger a la prensa

Reporteros Sin Fronteras apunta durante su informe sobre México que la relación entre autoridades y crimen organizado significa una “grave amenaza” contra periodistas.

“Los profesionales que cubren temas sensibles relativos a la política o al crimen, especialmente a nivel local, padecen advertencias y amenazas, cuando no son simple y llanamente asesinados”, señala la organización.

Reporteros Sin Fronteras también acusa que el presidente Andrés Manuel López Obrador no ha emprendido ninguna medida para detener la violencia y la impunidad contra periodistas en México.