Nacional

La Suprema Corte busca favorecer los deseos ególatras de AMLO de ratificar su mandato, acusa PAN

El líder nacional del blanquiazul exigió a los ministros de la SCJN, que preside Arturo Zaldívar, ‘no dejarse presionar’, asumir una posición legal, congruente y responsable con el país.

La “respuesta expedita” de las ministras de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN), Yasmín Esquivel y Margarita Ríos Farjat, de ordenar al Instituto Nacional Electoral (INE) continuar con el proceso para realizar la consulta de revocación de mandato fue para “favorecer” al presidente Andrés Manuel López Obrador, acusó el dirigente de Acción Nacional (PAN), Marko Cortés Mendoza.

Ante ello, el líder nacional del blanquiazul exigió a los ministros de la SCJN, que preside Arturo Zaldívar, “no dejarse presionar”, asumir una posición legal, congruente y responsable con el país.

“Es de preocupar que en la suspensión del acuerdo del INE para posponer la consulta por parte de dos ministras, hubo una respuesta expedita de la Corte a la controversia del presidente de la Cámara de Diputados, con la clarísima intención de favorecer los deseos ególatras del presidente de ratificar su mandato”, expresó.


De acuerdo con el político michoacano, la misma Corte aplicó otro criterio para abordar la controversia constitucional presentada por el INE para que ordene a la Cámara de Diputados asignarle la suficiencia presupuestal para organizar la consulta popular.

“Para nosotros está muy claro que la Corte no aplicó los mismos criterios en sus resoluciones. Respetamos la decisión de las ministras, pero en este caso en particular, existe el riesgo de que la interpretación de la ley se politice”, agregó.

Tanto Yasmín Esquivel como Margarita Ríos Farjat fueron propuestas por el presidente López Obrador para convertirse en ministras de la Suprema Corte.

“RATIFICACIÓN”, INCOSTITUCIONAL

Marko Cortés solicitó a la SCJN frenar el proceso de revocación de mandato no sólo porque es “costosísimo” sino, además, “inconstitucional”, ya que ha sido tergiversado en un proceso de “ratificación” y convertido en un “espectáculo publicitario” de López Obrador.

“De realizarse el capricho presidencial, nos estaría costando al menos 4 mil millones de pesos, recursos que deberían aprovecharse para reactivar la economía, generar empleos y combatir la pobreza”.

“Además, la Corte no puede consentir una clara violación constitucional, ya que el ejercicio de revocación está claramente tergiversado en ratificación de mandato, deformando la figura de empoderamiento ciudadano para revocar el mandato por pérdida de confianza, para ponerla al servicio del gobernante a fin de promover su ratificación de mandato”, agregó.

El dirigente nacional del PAN criticó, asimismo, la conducta de las mesas directivas en el Congreso federal, ya que cuando el Poder Ejecutivo emitió el decretazo para asignar sin licitar y ocultar la información de las obras de infraestructura del sexenio, la presidenta del Senado, Olga Sánchez Cordero, rechazó la solicitud de la oposición de presentar una controversia constitucional, aduciendo que el Senado no tenía interés directo en el tema.

Sin embargo, señaló, en la impugnación del acuerdo del INE promovida por el presidente de la Mesa Directiva de la Cámara de Diputados, Sergio Gutiérrez Luna, ocurrió lo contrario, lo cual contradice la actuación de Morena y de la propia presidenta del Senado.

“Queda en evidencia que el presidente de la Cámara de Diputados y la presidenta de la Cámara de Senadores están sometidos a los intereses y al servicio del Ejecutivo federal”, refirió.

También lee: