Nacional

Claudia Pavlovich, de referente femenino a ser ‘castigada’ del PRI y ‘premiada’ por Morena

Además de ser militante del tricolor por más de dos décadas, Claudia Pavlovich fue presidenta estatal del PRI en Sonora de 2010 al 2012.

Claudia Pavlovich Arellano nació el 17 de junio de 1969, en Magdalena de Kino, Sonora.

La licenciada en derecho por la Universidad de Sonora es hija de la doctora Alicia Arellano Tapia, quien también fue exalcaldesa de Hermosillo y exsenadora, además de tener tres hijas: Claudia, Ana y Gabriela.

La carrera política de Claudia Pavlovich empezó en el año 2000, cuando se convirtió en regidora de Hermosillo y permaneció en el cargo hasta 2003.

Posteriormente, la militante del PRI fue la presidenta del tricolor en Hermosillo (2004-2006).

Años después fue diputada Local por el distrito XIV, de 2006-2009, y antes de colocarse como legisladora del Senado de la República, fue presidenta del PRI en Sonora, de 2010-2012.

De 2015 a 2021, se convirtió en la primera gobernadora mujer del estado de Sonora.

También fue la primera mujer electa a la presidencia del Comité Directivo Estatal del PRI y, desde hace varios lustros, ha mantenido la campaña DHO, enfocada a prevenir casos de diabetes, hipertensión y obesidad en miles de jornadas comunitarias en colonias populares en todo el estado.

Pavlovich acepta embajada de AMLO

Este miércoles, el Partido Revolucionario Institucional (PRI) anunció la expulsión de la exgobernadora de Sonora, Claudia Pavlovich, esto luego de que la funcionaria aceptara la oferta que el presidente Andrés Manuel López Obrador le ofreció sobre convertirse en cónsul de Barcelona.

Al igual que el exmandatario estatal de Sinaloa, Quirino Ordaz Coppel, Pavlovich tiene el encargo de apaciguar las tensiones del gobierno mexicano con España.

El Partido Revolucionario Institucional hizo pública la noticia de la expulsión de la exfuncionaria a través de un comunicado.

“Luego de las constancias que obran en autos y las cuales ya fueron detalladas en el fallo del presente caso, se advierte que, las probanzas ofrecidas fueron aptas y suficientes para determinar fundada la pérdida de militancia, menciona el documento.