Mundo

Jeff Bezos se rinde ante Netflix por ‘El juego del calamar’, pero es criticado por alabar la serie

Si alguien tiene lecciones importantes que aprender de su historia distópica de la serie, ese es el fundador y exdirector ejecutivo de Amazon.

Tal es el éxito de la serie de ficción El juego del calamar que hasta Jeff Bezos ha mostrado su admiración por el reciente trabajo de Netflix. El drama coreano encabeza la lista de las series más vistas en más de 90 países, y todo apunta a que se convertirá en la ficción de habla no inglesa más vista de la plataforma.

Si alguien tiene lecciones importantes que aprender de su historia distópica sobre la cruel carrera de ratas del capitalismo tardío, ese es Jeffrey Bezos, fundador y exdirector ejecutivo de Amazon.

El domingo, Bezos elogió a la plataforma estadounidense por una estrategia internacional que ayudó a que el programa coreano despegara a nivel mundial, y calificó este éxito empresarial de “impresionante e inspirador”.

Reed Hastings y Ted Sarandos y el equipo de Netflix lo hacen bien con mucha frecuencia. Su estrategia de internacionalización no es fácil y la están haciendo funcionar. Impresionante e inspiradora (Y no puedo esperar a ver la serie)”, escribió Bezos en su cuenta oficial de Twitter.

Lo escrito por Bezos no ha pasado desapercibido entre los usuarios de Twitter, quienes no comprenden que el magnate felicite de ese modo a su competencia directa, lo que ha llevado a la elaboración de diversas teorías como una hipotética adquisición de Netflix por parte de Amazon.

Tampoco ha faltado el humor, convirtiendo al fundador de la compañía de comercio electrónico y servicios de computación en la nube en uno de los villanos de El juego del calamar. Viendo el revuelo surgido a partir de su tuit, el propio Bezos ha querido aclarar que no hay un motivo oculto tras sus palabras, “simplemente admiración.

Bezos debe una parte significativa de su sorprendente patrimonio neto a los empleados que, según los informes, han tenido que recurrir a orinar en botellas para mantenerse al día con las extenuantes demandas de su empleador y lugar de trabajo.


Jeff Bezos es un hombre que mediante el capitalismo se encarga de absorber todos los recursos posibles, pagando a sus empleados las cantidades más bajas posibles. Amazon está acusada de no proteger repetidamente a los trabajadores durante la pandemia de COVID-19, con la falta de protocolos de seguridad y condiciones de trabajo infernales.

Amazon no parece dispuesto a gastar mucho dinero en proteger a los trabajadores, pero aparentemente está dispuesto a dejar mucho en una estrategia de relaciones públicas para contrarrestar toda la prensa negativa en torno a los informes de condiciones laborales abusivas.

El mensaje de la serie está muy lejos de ser sutil, y no es difícil ver por qué tantos espectadores globales pueden identificarse con su metáfora de cómo el uno por ciento atrapa a todos los demás en un cruel juego capitalista que nunca pueden realmente “ganar”.