Empresas

Aumenta ‘sed de la mala’ en México: se dispara consumo de ‘chela’

Modelo y Heineken crearon nuevas ocasiones de consumo bajas en calorías.

La emergencia sanitaria provocó un incremento de 41 por ciento en el consumo de cerveza, pues los mexicanos pasaron de tomar el equivalente a 130.7 latas per cápita durante los primeros cinco meses del año pasado a 183.9 latas en el mismo periodo de este año, es decir 53 latas adicionales en sólo un año

En comparación con el mismo periodo del 2019, previo a la pandemia, el alza fue de 7 por ciento, de acuerdo con datos del INEGI y un ejercicio elaborado por El Financiero.

Este viernes 6 de agosto se celebra el Día Internacional de la Cerveza, con buenas noticias para el sector, debido a que se calcula que en los primeros cinco meses de este año, los mexicanos se bebieron alrededor de 5 mil 462 millones de litros de cerveza, un equivalente 30.6 six de cervezas o 183.9 latas.


“Vemos que los hogares ahora se siguen consintiendo, en 2019 el 67 por ciento de las casas compraron cerveza, el año pasado fue el 69 y para junio de este 2021 fue el 70 por ciento, de poquito un poquito se ha ido sumando”, dijo Marianna Vargas, gerente de comunicación y marketing de la división Worldpanel en Kantar México.

En el 2020, con la pandemia del coronavirus los hábitos en el consumo de cerveza se modificaron, hubo escasez porque por un par de meses se prohibió su producción, no se podían tener reuniones, no había bares, conciertos, ni estadios, por lo que la mayoría de las ocasiones de consumo migraron al hogar, lo que impulsó el consumo de la categoría light, ultra, artesanales y las cero alcohol.

“El consumo social se vio afectado fuertemente con el cierre de bares, pero también de eventos deportivos, conciertos y en general, reuniones masivas en todo el mundo. Si bien se descubrieron nuevos momentos de consumo en casa, abriendo una cerveza en días y horarios atípicos, el desequilibrio fue inminente”, refirió Agustín Cárdenas, gerente de data de la consultora McCANN Worldgroup.

Debido a lo anterior, Grupo Modelo y Heineken apostaron por generar nuevas ocasiones de consumo, al integrar a su portafolio ofertas de cervezas con cero o bajo contenido de alcohol y menos calorías como Pacífico Suave, Victoria 1.8, Corona Ligera, Heineken 0.0, y Amstel Ultra Seltzer.

“La demanda creciente de este tipo de cerveza (sin alcohol) implica también su producción para poder satisfacer al consumidor final y todo esto son básicamente planes y proyectos de negocio de las propias compañías”, comentó Karla Siqueiros, directora general de Cerveceros de México.

Kantar detalló que los jóvenes entre los 33 y 40 años aumentaron las ocasiones para beber cerveza.

La comida y la cena siguieron siendo los momentos de consumo más importantes de la cerveza, así como a la hora del snack de la segunda mitad del día.

Rebold, el grupo de marketing digital de España, informó que en México Modelo es la marca más buscada en la red con 10.6 por ciento, seguida de Victoria con 9.06 por ciento, Corona con 9.01 por ciento y Ultra con 7.13 por ciento, mientras que el restante de las búsquedas son de Tecate, Pacífico, Miller, Indio, Martens y Guiness.

Artesanales se defienden

Las cervezas artesanales aprovecharon la escasez del portafolio de Modelo y Heineken del año pasado y cautivaron a nuevos consumidores, el resultado es que este 2021 podrían cerrar con 1 por ciento del consumo nacional de cerveza.

“Con suerte y ayuda de nuestros consumidores, este año vamos a llegar a tener el 1 por ciento de la venta de cerveza en México. Hasta el año pasado el 99.16 por ciento de la venta hasta era de las grandotas, y será un hito increíble que la mexicana tenga el 1 por ciento”, celebró Alejo Magallanes, presidente de la Asociación Cervecera Mexicana (Acermex).

Agregó que el año pasado cerraron sus puertas cerca de 15 productores artesanales de cerveza, sobre todo las marcas que dependían del consumo en restaurantes, bares y cervecerías especializadas.