Jalisco

Tercera ola ‘apaga’ la fiesta en Jalisco: Antros y bares cerrarán en agosto

También se cancelaron las tomas de protesta de los nuevos alcaldes, y sus actos de celebración

Enrique Alfaro, gobernador de Jalisco, anunció nuevas medidas de restricción para contener los contagios de COVID-19.

La intención, dijo, es garantizar el regreso a clases de niños y adolescentes.

El mandatario señaló que los bares y antros cerrarán durante agosto, y anunció que se cuenta con una bolsa presupuestal para apoyar al personal de estos establecimientos mientras regresan a la actividad.

“Los bares y antros, ante la negativa de cumplir con los protocolos sanitarios, y ante la evidencia de que es la población joven en este tipo de lugares la que se está contagiando, quedan suspendidos porque primero tenemos que garantizar el regreso a clases antes que el desorden, la fiesta y el desmadre”, detalló.

También canceló los actos públicos, como tomas de protesta de gobiernos y festejos de los mismos. Además, reiteró la cancelación de las fiestas patronales en los 125 municipios del estado.

De igual forma redujo hasta 33 por ciento el aforo para encuentros deportivos, por lo que el partido del Atlas este sábado en el estadio Jalisco reducirá su acceso de 28 mil a menos de 20 mil personas. Los asistentes deben usar obligatoriamente cubrebocas o se suspenderá el permiso en caso de incumplimiento.

Los restaurantes podrán seguir trabajando con una reducción de su aforo, de 75 a 50 por ciento, y se reducirá su operación se reducirá en una hora: de la una de la madrugada a las 0:00 horas.

En lo que toca a los eventos sociales, se disminuirá a la mitad de la cantidad de personas autorizadas en espacios cerrados, de un máximo de 300 personas a 150, y en espacios abiertos pasa de 600 a 300 personas, con una duración máxima de cinco horas.

Los hoteles mantendrán la misma capacidad autorizada de 80 por ciento, pero en las áreas comunes no podrá ser superior a 50 por ciento de su capacidad instalada.

Los cines y teatros podrán seguir operando a 75 por ciento de su aforo y para el caso del turismo de convenciones, como la Expo Guadalajara, seguirá con su manejo puntual de protocolos para permitir el desarrollo de sus eventos.

En el resto de las actividades productivas, se permitirá que sigan trabajando, siempre y cuando cumplan con las medidas sanitarias establecidas, principalmente la obligatoriedad del uso de cubrebocas.