Moneda en el Aire

Banqueros internacionales unidos con Claudia

La Conferencia Monetaria Internacional reunió a presidentes y directores generales de aproximadamente 60 de las principales instituciones financieras, de cerca de 20 países.

Es un encuentro que por primera vez se realiza en México -el año entrante será en Bélgica- y que en este año le tocó presidir a Carlos Torres Vila, del grupo español BBVA, el International Monetary Conference (IMC), que reunió a los principales directivos de instituciones financieras, que por un lado son dominantes en nuestro país, pero tienen alta relevancia en el mundo.

Igual estuvo el mexicano Héctor Grisi, director mundial de Santander y el primero en ocupar un cargo de este tipo, pero también asistió Agustín Carstens, del BIS y exsecretario de Hacienda y gobernador del Banco de México, quien el lunes participó en la inauguración del evento.

Desde luego, la visita y el mensaje esperados fueron de la virtual presidenta electa de México, Claudia Sheinbaum Pardo, quien como ella misma confirmó, presentó las propuestas que durante su campaña dio a conocer en los diferentes foros financieros y empresariales sobre los proyectos que piensa realizar en su sexenio. Acompañada, por supuesto, por el actual y también ratificado secretario de Hacienda, Rogelio Ramírez de la O.

Entre los invitados igual estaba Rovert Swaak, chief executive officer y chairman de ABN AMRO Bank; Thierry Déau, de Founding Partner and Chief Executive; Elizabeth McCaul, del Banco Central Europeo; Alejandro Díaz de León, exgobernador del Banco Central, así como banqueros internacionales, que si bien algunos de ellos no tienen presencia en nuestro país -como es el caso del anfitrión BBVA o Santander-, muchos de los miembros sí operan en México, con papeles del gobierno federal, desde CFE hasta Pemex, además de asesorar a grupos empresariales.

Para los mexicanos asistentes, la presentación de la futura presidenta si bien pudo parecer repetitiva, hay más claridad sobre su futuro gobierno, como ha expresado continuar con la construcción de una prosperidad compartida que será el eje central en los próximos seis años.

Y también, como lo había venido diciendo a todos, Altagracia Gómez seguirá al frente de sus empresas, eso sí, apoyará a la presidenta Sheinbaum Pardo con los empresarios, por lo que estará al frente durante su gobierno de un consejo empresarial.

En el Proyecto de Nación que presentó ante las y los miembros del IMC, destacó la implementación del Plan Nacional de Energía, un Plan Nacional Hídrico, un Plan de Desarrollo Profesional y Técnico, así como un Plan Nacional de Infraestructura, que incluye la construcción de carreteras, aeropuertos y nuevos kilómetros de trenes de pasajeros; además de la creación de la Agencia de Transformación Digital y Telecomunicaciones; muchos de esos proyectos los veremos incluidos en el próximo Presupuesto.

Por lo pronto, la conferencia que reunió a presidentes y directores generales de aproximadamente 60 de las principales instituciones financieras de cerca de 20 países, así como a gobernadores de bancos centrales, autoridades financieras y funcionarios de agencias multilaterales, dejó a todos una buena impresión de lo que habrá en el próximo sexenio.

Hacienda trabaja sin descanso

Ríos de tinta siguen corriendo por los cambios que se vienen con la llegada del próximo gobierno y donde la futura presidenta, Claudia Sheinbaum, ha ido nombrado al equipo que, de entrada, la acompañará en el arranque de su sexenio, y que como todos sabemos, los primeros 100 días siempre son vistos como claves sobre el rumbo que tomará la nueva administración federal.

Pero fue en la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, que lleva Rogelio Ramírez de la O, en donde se envió la primera señal clave al mercado y al equipo hacendario, al ratificarlo en el cargo, por ende, es la dependencia que ha continuado su labor sin descanso, incluido los subsecretarios, como Gabriel Yorio, a quien ya lo han puesto igual viviendo en Estados Unidos al frente de un banco, que por estatutos es el gobierno estadounidense quien lo presidirá los siguientes años, o en otras dependencias de menor nivel.

Lo cierto es que al interior de la dependencia siguen encarrerados con las tareas del próximo Presupuesto, en el caso del subsecretario y otras áreas no se vislumbran movimientos en los siguientes meses, por si andaban con el pendiente.

Competencia hipotecaria se mantiene

La competencia en el sector hipotecario se mantiene, y como todos saben, si bien están las instituciones públicas que han trabajado para dar más opciones a los millones de trabajadores que buscan tener un hogar como el Infonavit y el Fovissste, por parte de la banca siguen compitiendo intensamente y llegando a la clase media con alternativas acorde a los ingresos.

Uno de los expertos en el sector hipotecario es Enrique Margain, actual director ejecutivo de Préstamos a Particulares de HSBC México, quien ha participado en la industria durante muchos años, adecuando productos y servicios a las necesidades de las familias que buscan un crédito.

Ahora hay que sumar que habrá opciones para los clientes, ya que podrán reducir su tasa de interés hasta 0.30 por ciento, es decir, 30 puntos base si hacen su pago puntual y utilizan otros productos y servicios del banco HSBC, que dirige Jorge Arce.

El ahorro en el plazo final del crédito puede ser por hasta tres años y en el pago total de intereses, además de opción de un millón de pesos en financiamiento de destino libre.

Eso sí, para que la clase media tenga acceso a un crédito por encima de un millón 600 mil pesos, los ingresos deben ser por el orden de los 48 mil pesos mensuales, no cualquiera.

En busca de especialistas

Son varias las empresas que tienen sus propias universidades para formar la mano de obra calificada que requieren. Es el caso de Ternium México, dirigido por Máximo Vedoya, que es una empresa siderúrgica que hace igual extracción de mineral de hierro en sus minas y la fabricación de acero, como la elaboración de productos terminados de alto valor agregado y que tiene más de nueve mil empleados.

Ahora sumó 118 graduados como técnicos en mecatrónica y 57 como técnicos en electromecánica y que egresan con certificaciones técnicas internacionales por parte de FESTO y Solidworks; son ya más de 700 estudiantes que han egresado de esta institución desde que inició en 2016 y ojalá sigan así, y que otras empresas tomen su ejemplo.

Por lo pronto, la moneda está en el aire.

COLUMNAS ANTERIORES

Seguridad Ciudadana con la mano de García Harfuch
Los trenes que vienen y sí se necesitan

Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad de quien firma esta columna de opinión y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.