Perspectiva Bursamétrica

¿Qué nos indican las caídas en las tasas de los bonos soberanos y en los ‘commodities’?

La caída en los precios de los energéticos, granos y metales parecen decirnos que empiezan a descontar una menor presión de precios conforme se dé la recesión.

El poder predictivo de los mercados es generalmente extraordinario, más si nos referimos a los mercados globales. Los precios reflejan las innumerables transacciones en donde millones de personas interactúan, con su información y sus propias expectativas. De aquí que es imprescindible revisarlos constantemente; en las últimas semanas hemos observado algunas nuevas tendencias en los mercados internacionales, tanto financieros como de la economía real, que nos pudieran indicar lo que se está gestando como una expectativa global.

Aunque los mercados han tenido una importante volatilidad, su desempeño pudiera caracterizarse de la siguiente manera: Los mercados accionarios y las criptomonedas continúan con su tendencia a la baja, los bonos soberanos y corporativos han reducido sus rendimientos, los precios de la energía, de los metales y de los granos han bajado significativamente, el dólar mantiene o recupera su tendencia al alza.

Ahora, especulemos sobre los que estas tendencias nos podrían indicar: la caída en los precios de las acciones y en las criptomonedas nos podrían indicar que la expectativa hacia una recesión se está consolidando, e inclusive parece anticiparse para este mismo año, en lugar de verla hacia finales del año entrante.

La importante caída en los precios de los energéticos: crudo, gasolinas y gas natural, así como la más fuerte reducción en los precios de los granos: maíz, trigo, soya, y la que también se ve en los metales preciosos y en el cobre, parecen decirnos que los agentes económicos empiezan a descontar una menor presión de precios conforme se dé la recesión. Es decir, una menor inflación futura. Por lo pronto la inflación de junio y julio podría ser inferior a la de mayo en todo el mundo.

La reducción en los rendimientos de los bonos de largo plazo tanto en soberanos como en corporativos, nos podrían reflejar que ante una recesión los agentes económicos prevén que las tasas de referencia de los bancos centrales –si la inflación cede– se tendrían que volver a reducir.

Sin embargo, contra estas posibles expectativas, se tienen los pronósticos que cada vez ensombrecen más la visibilidad sobre el futuro. Por ejemplo, JPMorgan Chase & Co, el banco más grande del mundo, publicó el viernes un reporte en el que alerta lo siguiente: “Los precios mundiales del petróleo podrían llegar a 380 dólares por barril si las sanciones de Estados Unidos y Europa incitan a Rusia a infligir recortes en la producción de crudo como represalia.

“Las naciones del Grupo de los Siete están elaborando un mecanismo complicado para limitar el precio obtenido por el petróleo ruso en un intento por apretar los tornillos de la maquinaria de guerra de Vladimir Putin en Ucrania. Pero dada la sólida posición fiscal de Moscú, la nación puede darse el lujo de recortar la producción diaria de crudo en 5 millones de barriles sin dañar excesivamente la economía”.

JPMorgan advierte de que para gran parte del resto del mundo, “los resultados podrían ser desastrosos. Un recorte de 3 millones de barriles en los suministros diarios empujaría los precios del crudo de referencia de Londres a 190 dólares, mientras que el peor de los casos de 5 millones podría significar un crudo ‘estratosférico’ de 380 dólares por barril”. Un nivel de precios nunca antes visto, ni siquiera en términos reales contra los máximos históricos. “El riesgo más obvio y probable con un precio máximo es que Rusia podría optar por no participar y, en cambio, tomar represalias reduciendo las exportaciones”. “Es probable que el gobierno (ruso) pueda tomar represalias recortando la producción como una forma de infligir dolor a Occidente. La estrechez del mercado mundial del petróleo está del lado de Rusia”.

El autor es presidente de Bursamétrica.

Evolución Reciente de Precios de Materias Primas y Energía

MáximoFechaAl 1/jul/22Var.%
BComTR292.508-jun-2022251.04-14.17%
Divisas
DXY US Dls105.5214-jun-22105.14-0.36%
Bonos
T. Bond Yld3.2317-jun-222.88-0.35%
Energía
Crudo WTI122.116-jun-22108.93-10.79%
Gas Natural9.297-jun-225.73-38.32%
Gasolina427.627-jun-22368.78-38.32%
Metales
Oro1,875.5010-jun-221,801.50-3.95%
Plata22.283-jun-2219.67-11.71%
Cobre455.252-jun-22360.40-20.83%
Alimentos
Maíz813.5029-abr-22607.50-25.32%
Trigo1,294.0017-may-22846.00-34.62%
Soya1,732.2527-may-221,395.25-19.45%
Criptos
Bitcoin ETF31.919-nov-219.09-71.51%

COLUMNAS ANTERIORES

¿Prerrecesión o recesión en Estados Unidos? ¿Y México?
¿A dónde nos pueden llevar las políticas monetarias extremas?

Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad de quien firma esta columna de opinión y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.