Monterrey

Norma Canales: Riesgos inflacionarios para bienes raíces en el 2022

Se podría incrementar la inversión de capital privado en el sector

Después del desajuste económico que ocasionó la pandemia, expertos predecían que en el año 2022 iniciaría la estabilidad y repunte del sector inmobiliario. Esperamos que este nuevo año traiga crecimiento en el sector en comparación con los dos años anteriores. Desafortunadamente el desajuste a nivel global ocasionó problemas no solo de salud si no de logística y oferta y demanda de productos y servicios por lo que la inflación ha estado incrementando para convertirse en la más elevada del Siglo XXI.

El año pasado los costos de la construcción se vieron afectados al alza debido a la gran demanda de materiales ocasionados por el boom residencial en los Estados Unidos. Esto es porque el segmento de mercado de los millenials está creciendo y se está mudando a espacios más grandes y en suburbios mientras que el trabajar desde casa se convierte en tendencia.

La inflación afecta directamente el sector inmobiliario ya que se incrementan las tasas de los créditos en general. Los créditos para los desarrollos inmobiliarios que inician desde cero contienen mayor riesgo, por lo que las tasas generalmente son más elevadas; dichos créditos se conocen como créditos puente. Si las tasas de la deuda de un proyecto incrementan, los costos financieros se elevan ocasionando menor rentabilidad al desarrollador o el incremento del precio final del producto inmobiliario. Cabe mencionar que esto ocurre ante la emisión de nueva deuda, de refinanciamiento o de créditos con tasas variables.

La inflación representa la pérdida de valor del dinero, por lo que muchos inversionistas ven los bienes raíces como buena opción para estacionar el dinero en lo que se estabiliza la economía monetaria. Las estrategias de financiamiento para desarrollos nuevos este año se podrían dirigir hacia un incremento en inversiones de capital privado con menos apalancamiento aun y que la tasa interna de retorno se vea afectada ya que el riesgo inflacionario es mayor que la disminución de la TIR.

Los desarrolladores inmobiliarios también deben tener cuidado en adquirir deuda con menor tasa en dólares, ya que si la economía no se reactiva de manera eficiente también podría existir un problema de tipo de cambio ocasionando la quiebra del proyecto.

En este año 2022 se van a impulsar los créditos de vivienda, sin embargo es importante que el adquiriente haga un análisis detallado del costo de financiamiento ya que es probable que se vaya incrementando hasta que la política monetaria estabilice la inflación.

Esperamos que el Banco de México tome las mejores decisiones para controlar el riesgo inflacionario para que se reactive la economía a los niveles que hemos estado esperando desde el inicio de la pandemia.


COLUMNAS ANTERIORES

Urge inversión para carreteras del noreste; lanza CMIC exhorto a Federación
Christiane Molina: Negocios conscientes en el corazón de la Planeación Estratégica

Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad de quien firma esta columna de opinión y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.