Monterrey

Juan José Cervantes: Cómo convertir tu negocio de un monstruo devora dinero a uno que genera ganancias.

Es exactamente como llevar un estilo de vida saludable.

Apreciable lector y dueño de PyME, el distribuir las ganancias primero en tu negocio y convertirlo de un monstruo devora dinero a uno saludable, es exactamente como llevar un estilo de vida saludable. Las promesas de las dietas “mágicas” y los planes de ejercicio extremos son remedios a corto plazo. No hay sustituto para la disciplina de un enfoque equilibrado y consistente. A continuación compartiré unos principios básicos de la metodología “Profit First” del autor Mike Michalowicz.

1. Servir secuencialmente: si comes tus verduras primero y después las proteínas, ya no hay excusas para atiborrarse el postre.

2. Seguir un ritmo de comidas: comer cinco comidas pequeñas y regulares al día evitará que lleguemos a la mesa con voraz hambre y queramos compensarlo comiendo todo lo que está a nuestra vista.

3. Eliminar tentaciones: asegúrate que todos esos bocadillos dulces y calóricos estén fuera de la vista y fuera de la mente. Pudieras ser indulgente con algunas golosinas más saludables para asegurarnos que la privación de estos alimentos no genera demasiada ansiedad.

4. Utilizar platos pequeños: el reducir calorías al servir la comida en platos más pequeños es sumamente eficaz para cambiar la forma en que nos cuidamos a nosotros mismos y también aplica a nuestro negocio.

Ahora comparto los principios de la ciencia del comportamiento que equivalen a la manera en como administraremos el flujo de efectivo en nuestro negocio.

1. Ley de Parkinson: una ley estadística que nos dice que usamos lo que tenemos. Si tienes una fecha límite de 2 semanas para un proyecto, es altamente probable que utilicemos 2 semanas para completarlo. Por otro lado, el mismo proyecto con una fecha límite de 2 días también se realizará a tiempo. Hablando de nuestro ingreso, no importa cuánto ingreso tengas, ¡siempre lo gastarás! Platos pequeños significa distribuir nuestro dinero por adelantado, y poner primero las ganancias para asegurarnos de que hay suficiente para hacer lo que necesitamos hacer, y no más. Menos disponible, menos desperdicios.

2. El aplicar un ritmo crea un hábito, y estos nos llevan al éxito. Mientras adquirimos el hábito de distribuir la ganancia primero, siempre estaremos en peligro o tentados en volver a caer en la forma tradicional de hacer las cosas.

3. El efecto de primacía: ponemos mayor atención a lo aparece primero. El poner la ganancia primero significa dirigir el negocio de manera rentable como el principal objetivo. En la práctica contable tradicional ponemos en primer lugar el gasto y la ganancia en último lugar.

4. Eliminar la tentación: una vez que hayas apartado esa ganancia, ¡Aléjela! Envíalo a otra cuenta de banco al que no tengas fácil acceso, esto te impide pedir prestado (mejor dicho, auto-robarse).

En esta metodología aún hay mucho más que explorar y conocer acerca de todos los pasos y procesos que pueden brindarte mayores ganancias, en el fondo es un sistema SIMPLE, pero RETADOR. Lo cual implica ser estricto y disciplinado de no aplicar más flujos de efectivo que los asignados a otros conceptos.

Estimado empresario espero que esta información te sea de UTILIDAD. Recuerda que para que tu negocio obtenga los mejores resultados debes apoyarte de la mano de especialistas que a través del control de presupuesto de fondos de efectivo, mejora de procesos e innovación en servicios generan resultados favorables a tu empresa.

Juan José Cervantes C.

Especialista en la Profit First Professional, así como Consultor de Rentabilidad de negocios.

Editorial@elizondocantu.mx

COLUMNAS ANTERIORES

Crean Mipymes 65% de los nuevos empleos
Presentan resumen de Inventario de Emisiones del área metropolitana de Monterrey

Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad de quien firma esta columna de opinión y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.