Opinión

Desempolvando la cocina

 

Mi mamá siempre ha sido aficionada a la cocina francesa. Cada que elegía un restaurante para ir a festejar su cumpleaños o alguna otra ocasión especial, sabíamos que optaría por uno francés. Para mí siempre habían sido increíblemente aburridos por su artificial formalidad y los menús casi idénticos de uno a otro, así que me refugiaba en un platillo que, sin ser de origen francés, nunca faltaba en la lista: la ensalada César. Por mucho tiempo evité estos restaurantes, hasta que comencé a valorar la importancia de su técnica y, más importante, de la mantequilla.

Desde finales de 2011 escuché en varias ocasiones hablar de Eloise. Me llamó la atención desde el inicio, pero siempre olvidaba su nombre. Manejé al lado suyo muchas veces sin distinguirlo a pesar de su elegante y moderna fachada sobre Avenida Revolución, pero fue justo gracias a mi madre que decidí visitarle. Ella pronunció las palabras mágicas: crème brûlée de foie gras. “Es el platillo más emblemático. Mucha gente llega preguntando por él”, dice Abel Hernández, propietario del lugar.

Además, hace dos días probé otro de sus platillos famosos: los huevos casi rotos. Podría desayunarlos, comerlos y cenarlos todos los días; papas fritas a la perfección con un huevo tan tierno que se rompe y baña todo el plato con facilidad, dando la sensación de una salsa cremosa. Para coronar, como si no fuera ya suficiente lujuria gastronómica, una muy generosa ración de trufa de verano rallada sobre ellos.

Entre las sugerencias también está el bisonte. Dos finas láminas de esta carne que se mezclan con el mousse de foie gras, el betabel y el queso Grana Padano en una constante evolución de sabores dentro de la boca. Cada vez es menos frecuente encontrar platos que sorprendan tras cada bocado y éste es uno de ellos.

Uno de mis platillos favoritos de Eloise es también el favorito de Abel: el short rib de res a la Bourguignon. La carne es horneada durante ocho horas hasta quedar perfectamente suave y jugosa, y es bañada con la reducción del jugo de ternera y vino tinto. Balance, elegancia y mucho sabor.

Entre sus 160 etiquetas de vino, y con la ayuda de Abel o de Laura, su sommelier, encontrará opciones muy interesantes e ideales para acompañar cualquier platillo.

Eloise me hizo olvidar mis traumas con la comida francesa, pues aunque el lugar no es propiamente francés, hace una cocina moderna influenciada predominantemente por ésta. Sugiero que no tarde en ir a probarlo, pues su esmerada atención y sus intensos sabores dieron nueva vida a la gastronomía francesa en la ciudad.

1
Eloise

 

Eloise

Dirección: Av. Revolución 1521. Col. San Ángel. Delegación Álvaro Obregón.

Teléfonos: 5550-1692 o 6364-7822.

Twitter: @eloiseresto

Horarios: Lunes a Sábado: 14:00 a 23:00. Domingo: 14:00 a 18:00 horas.

Precio: $400 - $700 por persona. Tarjetas: American Express, MasterCard, Visa; crédito y débito.

Tiempo: Hora y media

Compañía: Negocios, amigos y pareja.

1
 

 

Eloise