Opinión

#AlcaldíasAbiertas

  
1
 

   

ALDF

Esto nos debe importar.

En los próximos días se dará la discusión en la Asamblea Legislativa de Ciudad de México sobre el primer paquete de leyes secundarias derivadas de la Constitución Política: la Ley Electoral. En esta discusión existe una figura fundamental, la de los concejales.

¿Qué hacen los concejales? Son integrantes de un Cabildo, electos en cada alcaldía –antes delegación–, diseñados desde la Constitución como un contrapeso político de los alcaldes, capaces de evaluar las acciones de gobierno, así como revisar el ejercicio del gasto público. Suena bien, sin embargo, al llegar a la Asamblea, los diputados locales han creado un nuevo modelo, el clásico #CarroCompleto. Algunos asambleístas, principalmente PAN y PRD, quieren que estos concejales sean elegidos junto con el alcalde sin opción para la pluralidad política.

Dos modelos a discutir: el de #CarroCompleto y el de #AlcaldíasAbiertas.

Por partes y en orden:

1. Desde 2018, los ahora delegados serán alcaldes y tendrán funciones que antes no tenían:

Verificar usos de suelo (eso antes lo hacía Invea), expedir licencias de construcción, verificar establecimientos mercantiles o autorizar anuncios en la vía pública. Deciden qué hacer con su presupuesto y cómo gastarlo sin que nadie les diga cómo.

2. Los alcaldes podrán reelegirse al menos una vez y la Suprema Corte de Justicia de la Nación debate si podrían hacerlo hasta en cuatro ocasiones. Por lo tanto, un alcalde puede gobernar al menos seis años y quizá hasta 24.

3. La figura de concejos se aprobó en la Constitución como un grupo de 10 personas que pueda fiscalizar lo que hacen nuestros alcaldes.

Los concejales conocen y aprueban presupuesto y cuenta pública, aprueban programa de gobierno, revisan licencias de construcción y si algo anda mal con el alcalde, son quienes solicitan la intervención de la contraloría interna o remiten a órganos de Sistema Anticorrupción.

4. Cada alcaldía tendrá 10 concejales. Seis se eligen por mayoría relativa y cuatro más son de representación proporcional. El asunto ahora es cómo deben elegirse los primeros seis.

5. La ALDF debe decidir eso dentro de la Ley Electoral. ¿Qué pasa con estos dos modelos? El de #CarroCompleto implica que en la boleta venga un alcalde y seis concejales de su mismo partido. Y la de #AlcaldíasAbiertas significa que haya dos votaciones: una para el alcalde y otra –diferente en cada una de las seis regiones en que se divide una alcaldía– para elegir a los seis concejales por separado. Así el alcalde puede ser del PRD o Morena, pero que en el concejo haya de varios partidos y ciudadanos independientes.

6. Si gana la propuesta de #CarroCompleto tendremos un concejo donde seis de 10 serán del partido del alcalde y por tanto no lo cuestionarán. Además, quita la posibilidad de que haya ciudadanos sin partido. Y, repito: ¡ellos podrían gobernar entre seis y 24 años!

7. Un concejo a modo podría costarle a la CDMX hasta mil millones de pesos por año en el sueldo de 10 nuevos funcionarios que no cuidarían los intereses ciudadanos.

8. El de #AlcaldíasAbiertas favorece que haya ciudadanos que sean elegidos por sus vecinos para estar pendientes que el alcalde no malgaste sus recursos y no dé permisos de construcción violando la ley. Y que si lo hace, se le sancione.

Hoy la Comisión de Asuntos Electorales en la ALDF aprueba el dictamen y mañana será discutido en el Pleno, pues debe aprobarse antes del 31 de mayo. Hasta ahora 30 de los 66 diputados se han pronunciado a favor de #AlcaldíasAbiertas, pero se requieren al menos 34 o 35.

Es nuestro deber exigir #AlcaldíasAbiertas o ser testigos, una vez más, de que la Constitución de la Ciudad de México es una hermosa simulación, otra más de nuestra clase política.

Twitter: @jrisco

También te puede interesar:
“La primera película de la era Trump”
El año de Jacobson
La oficina rebasada