Tokio 2020

Esperanza de medalla para México: Ale Orozco, de superar el COVID a buscar la gloria olímpica

En 2009, cuando tenía doce años, ya formaba parte de la selección de clavados de Jalisco.

Alejandra Orozco representará a México en la categoría plataforma 10 metros individual femenil y en clavados sincronizados en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020.

En 2020, Alejandra Orozco tuvo que parar entrenamientos y competencias a causa de la pandemia por el COVID-19, enfermedad que ella misma padeció.

“Fue un shock la cuarentena, ya veníamos con una preparación muy fuerte para los Juegos Olímpicos. Nosotros nos guiamos siempre por proyectos o metas de un año o dos años para estar en la mejor forma física, mental y deportiva para las olimpiadas”, dijo durante la conferencia USessions Desde Casa.


La joven de 24 años oriunda de Jalisco, “la tierra del tequila”, se destacó desde temprana edad en los deportes, inicialmente en la gimnasia, sin embargo, a los nueve años descubrió que su verdadera pasión era realizar acrobacias saltando hacia la fosa de clavados.

Su primer entrenador en este rubro fue Iván Bautista, adscrito al Consejo Estatal para el Fomento Deportivo de Jalisco (CODE), quien detectó las habilidades natas de Orozco y la condujo a convertirse en la mexicana más joven destacada en esta disciplina.

Lo que a otros deportistas les tomaba años de entrenamiento, a Alejandra sólo le tomó poco tiempo ingresar a las grandes ligas.

En 2009, cuando tenía doce años, ya formaba parte de la selección de clavados de Jalisco. En ese entonces, su ejemplo a seguir era Paola Espinoza, a quien tuvo la oportunidad de conocer ese mismo año en el Campeonato Mundial de Clavados de la Federación Internacional de Natación (FINA) celebrado en Roma.


Fue un encuentro ‘inspirador’ en la carrera de la tapatía: antes de que Paola ganara la medalla de oro, Alejandra se acercó a pedirle una foto en calidad de su admiradora.

Tres años después, la foto entre ambas se repetiría, pero esta vez en un contexto muy diferente: Paola Espinoza y Alejandra Orozco, de apenas 15 años, ganaron la medalla de plata en la categoría plataforma 10 metros sincronizados en los Juegos Olímpicos de Londres 2012.

Así, Orozco se convirtió en la medallista olímpica más joven en la historia del deporte mexicano.

Dos años después, Alejandra ganó la primera medalla de oro para México en los Juegos Olímpicos de la Juventud 2014 en Nanjing saltando desde la plataforma de 10 metros.

A partir de ahí, no sólo vino una racha de triunfos, como lo fue su medalla de bronce en los Juegos Panamericanos Toronto 2015, sino de grandes retos como los Juegos Centroamericanos y del Caribe en donde no logró clasificar para Veracruz en 2014 ni para Barranquilla en 2018.

Sin duda, los Juegos Olímpicos de Río 2016, también fueron una lección para entrenar más, pues en aquella ocasión no logró ninguna medalla al quedar en sexto lugar de plataforma sincronizada.

Cuando se enteró de su clasificación, tanto en categoría individual como en plataforma de 10 metros sincronizados junto a Gabriela Agúndez para Tokio 2020, Alejandra comentó que es un sueño por el que ha trabajado desde hace mucho.

“Es un lugar en el que Gabriela y yo hemos soñado desde hace ya cinco años, ha sido un sueño en conjunto, un trabajo en equipo. Disfrutamos, soñamos, lo anhelamos, trabajamos”, dijo en en conferencia de prensa vía zoom, desde Japón.

Ahora, se prepara cada día junto con el entrenador que la vio crecer profesionalmente desde que era niña, Iván Bautista. En redes sociales, Alejandra comparte continuamente sus rutinas y entrenamiento rumbo a las olimpiadas.

“Estoy feliz de poderle dar estas dos plazas a mi país, la de sincronizados y la individual, defenderlas y en el camino a mis terceros Juegos Olímpicos, acompañando a Gaby, a los que serían sus primeros Juego Olímpicos, creo que esa mancuerna, esa lucha, ese trabajo que hemos hecho nos ha llevado a soñar, a querer y a motivarnos más”.

Con información de la Conade