Salud

Alrededor de 3 mil mexicanas enfrentan embarazos con cáncer cada año

Actualmente no son parte de la agenda pública ni de salud del país, alerto la Fundación Padma, que apoya a mujeres embarazadas que se enfrentan a cualquier tipo de cáncer en el país.

Cada año en México se calcula se presentan entre 2 mil y 3 mil casos de mujeres embarazadas con algún tipo de cáncer, de acuerdo con información del International Network on Cancer, Infertility and Pregnancy (INCIP).

Desafortunadamente, no son parte de la agenda pública ni de salud del país, según reveló la Fundación Padma, constituida formalmente desde 2019 con la misión de apoyar a las mujeres embarazadas que se enfrentan a cualquier tipo de cáncer en el país, a recibir un apoyo integral durante su proceso de tratamiento.

Padma, en alianza es con la clínica CREHER (Clínica de Referencia de Enfermedades Hemato-Oncológicas durante el Embarazo), dentro del Hospital Regional de Alta Especialidad de Ixtapaluca en el Estado de México, cuenta con un protocolo de atención médica para atender a mujeres en esta situación a nivel nacional y que es la única dedicada a otorgar este servicio en el país.

Cuando las mujeres son recibidas en instituciones públicas, lo más común es que se les sugiera la interrupción del embarazo para ser luego tratadas de manera oncológica informó Padma mediante un comunicado. “En la Clínica se han tratado hasta hoy a más de 85 pacientes de escasos recursos, provenientes de toda la República y con cualquier tipo de cáncer”, afirma.

La fundación explica que existen tres momentos en los que puede aparecer el cáncer durante el embarazo: cuando la mujer ya diagnosticada con cáncer se embaraza, aparece durante el embarazo o el cáncer se descubre durante el primer año después del nacimiento del bebé.

Embarazo y cáncer

La primera razón de muerte materna (RMM) en el país (28 por ciento) se debe a “causas indirectas no infecciosas”, en donde se ubican casos de mujeres embarazadas y con cáncer. Estas causas son seguidas por hemorragias (24 por ciento) y causas hipertensivas (22 por ciento).

La clínica CREHER “lleva cuatro años operando con excelentes resultados, pero es necesario conseguir apoyo para trasladarlas, tratarlas, realizar estudios especializados no incluidos en el hospital y apoyarlas con su manutención durante su tratamiento en la clínica”, dice la fundación.

Cáncer en la mujer: Es la tercera causa de muerte en el país y estadísticas muestran que las mujeres son quien más lo padecen. En México, en los últimos 20 años ha aumentado en 20 por ciento la mortandad de pacientes que padecen cáncer.

De acuerdo con el Instituto Nacional de Geografía y Estadística (Inegi), entre 2010 y 2018 las defunciones relacionadas con el cáncer o tumores malignos, han pasado de 70 mil 240 a 85 mil 754.

Esta situación ha provocado que el cáncer sea la tercera causa de muertes en el país, solo por debajo de las enfermedades del corazón y la diabetes. En México se diagnostican 191 mil casos de cáncer al año, de los cuales 84 mil fallecen.

Son las mujeres las que registran un mayor número de decesos, pues solo en 2018 se reportaron 44 mil 164 casos, lo que representa un alza de 23.2 por ciento respecto a 2010, año en el que hubo 35 mil 823.

Otros datos

El cáncer más frecuente en el país es el de mama, con 27 mil 500 casos por año, seguido del de próstata con 25 mil; colon, 15 mil; tiroides 1 mil; cervicouterino, 7 mil 870 y de pulmón con 7 mil 810.

Además, el cáncer de mama ocasiona 7 mil defunciones al año, el de próstata 6 mil 900; colon, 7 mil; tiroides, 900; cervicouterino, 4 mil, y pulmón, 6 mil 700.

Muerte materna: uno de los indicadores más importantes en la agenda internacional y en países en desarrollo desde el año 2000 (72.6 por cada 100 mil nacidos vivos en el año 2000 a 31.7 en 2017).

Entre 2000 y 2017, la tasa de mortalidad materna (RMM, número de muertes maternas por cada 100 mil nacidos vivos) se redujo en un 38 por ciento aproximadamente en todo el mundo. Sin embargo, el 94 por ciento de todas las muertes maternas se producen en países de ingresos bajos y medios bajos.