Confidencial

Senado respalda a Monreal

Consideran inaceptable que se publiciten falsedades y se cometan agresiones calumniosas en detrimento de la pluralidad de la nación, señala Confidencial.

Ochenta y ocho senadores manifestaron su rechazo a las agresiones de Layda Sansores al presidente de la Junta de Coordinación Política, Ricardo Monreal. El posicionamiento de más de dos terceras partes de los integrantes de la Cámara alta va más allá del apoyo a un compañero que ha sido presionado por una gobernadora que, de manera ilegal, graba, espía y difunde información falsa con tanta permisividad para descalificar, pues se trata de una firme defensa de quienes representan el pacto federal y repudian el uso de recursos públicos para “perseguir” y “acosar” a una persona. Consideran inaceptable que se publiciten falsedades y se cometan agresiones calumniosas en detrimento de la pluralidad de la nación. Más contundentes no pudieron ser.

El show ante todo

En medio de la polarización por la iniciativa de reforma electoral ha quedado claro que el nivel del debate deja mucho que desear. El diputado veracruzano Sergio Gutiérrez Luna no se quiso quedar atrás y, por qué no, colocó un cartel monumental con las fotografías de Lorenzo Córdova y Ciro Murayama, acompañadas de un contador regresivo para indicar que faltan 145 días para que dejen su cargo en el INE. “Aunque hagan su berrinche, la realidad los está alcanzando: #LorenzoyCiroYaSeVan y aquí en la @Mx_Diputados llevaremos el conteo regresivo de cuántos días le faltan para dejar de ser árbitros vendidos”, posteó.

Diplomacia del avestruz

Mientras el presidente López Obrador sigue en su ostracismo diplomático, otros jefes de Estado de Latinoamérica aprovechan los foros internacionales para llevar la voz de sus pueblos. Es el caso del colombiano Gustavo Petro y el argentino Alberto Fernández, quienes participarán en el Foro de París sobre la Paz, que tendrá lugar en la capital francesa hoy y mañana. Menos mal que en la COP27 en Egipto y en la cumbre del G20 en Bali, Indonesia, México sí tendrá presencia, claro… en la persona del canciller Marcelo Ebrard, porque para el Presidente esos encuentros ya sabemos que no son de su agrado.

De nuevo aprietan a Alito

La jueza Yazmín Eréndira Ruiz Ruiz, titular del Juzgado Décimo Sexto de Distrito de Amparo en materia Penal, le negó la suspensión provisional a Alejandro Moreno, presidente del PRI, contra la emisión de una alerta migratoria en su contra. Sin embargo, fijó el 16 de noviembre como fecha para determinar si levanta la medida. Las presiones para la reforma electoral contra el dirigente priista se vuelven a hacer presentes. A ver si aguanta o el PRIMor renace.

Morena, apapacho a Segalmex

No han podido los diputados morenistas poner ante la justicia a los que “dañaron al movimiento” con el “gran fraude” cometido en Segalmex, por más de 9 mil millones de pesos. Pero ayer, su coordinador, Ignacio Mier, y un grupo de legisladores guindas recibieron, en un apapachador encuentro privado en San Lázaro, al nuevo titular de ese organismo, Leonel Cota. “Es un servidor público honesto, eficaz y eficiente. Él y su equipo atienden verdaderamente las necesidades de quienes más lo necesitan. Han enfrentado obstáculos, pero lograrán la meta: tener una verdadera autosuficiencia alimentaria”, le dijo Mier en redes.

El INE va con pies de plomo

El INE es objeto de la marcha y por eso Lorenzo Córdova no ha dado ninguna instrucción para asistir o no a la convocatoria, por lo que no habrá algún contingente que se identifique como parte del instituto. Se mantendrá la distancia e imparcialidad. Los funcionarios que asistan lo harán a título individual. Los consejeros no acudirán porque la movilización no sólo es convocada por asociaciones civiles sino que ya se unieron los partidos. Así que no espere ver a personajes del INE en la marcha.

Esquivel, el de Harvard

Al Presidente se le olvidaron sus propias críticas, pues a pesar de que alguna ocasión definió a Gerardo Esquivel, subgobernador del Banco de México, como “ultratecnócrata”, ayer presumió que es un “buen” economista, incluso resaltó que es egresado de Harvard, universidad a la que –por cierto– el mandatario tiene tirria, dado que la mayoría de los funcionarios “neoliberales” han salido de ahí.

COLUMNAS ANTERIORES

Fallaron las quinielas en Cultura
Los ‘nacos’, la nueva bancada en el Congreso

Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad de quien firma esta columna de opinión y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.