Colaborador Invitado

Real estate en México postpandemia

El sector Inmobiliario de playa está viviendo un crecimiento notable derivado de la pandemia y hoy en día representa una excelente opción para quien busca invertir.

Aldo Cervantes Aragón, director general de The Ocean Group

A poco más de un año de que el Covid-19 nos sacudiera de forma brusca y no solo afectará la salud pública a nivel mundial, sino también la forma en la que vivimos de manera general, nuestros hábitos y estilo de vida se vieron afectados y forzados al cambio.

A su vez la manera en que vemos el lugar donde vivimos ha cambiado, el aislamiento/confinamiento despertó en muchos y principalmente en la gente que vive en las grandes ciudades replantear su estilo de vida y los metros cuadrados de los que disponen para su día a día. Influyendo de manera directa en la calidad de vida que se tiene, esto puso a pensar a muchos y de manera particular a los que pueden realizar su trabajo o llevar sus negocios de manera remota y que previo a la pandemia poco se había considerado esa idea.

El home office es sin duda un reto para la mayoría, algo a lo que pocos estaban acostumbrados, pero también se convirtió en una oportunidad, derivado de esto muchas personas vieron en los destinos de playa de México una opción para hacer del aislamiento algo menos castigado, y poder llevar sus actividades laborales con una laptop en la piernas y los pies en la arena.

Definitivamente es una perspectiva distinta que cambió las reglas del juego para muchas empresas y para familias completas. El poder disfrutar de temporadas más largas (meses) en una playa se volvió una realidad que comenzó a notarse y a convertirse en tendencia en el segundo semestre del 2020.

De acuerdo a asociaciones como la AMPI (Asociación Mexicana de Profesionales Inmobiliarios) el interés en la compra y renta de inmuebles en destinos como Playa del Carmen, Tulum, Cancún y Puerto Escondido se disparó a la alza de manera rápida y continua creciendo.

En este último destino (Puerto Escondido, Oaxaca) la oferta de propiedades en renta alcanzó una demanda tan alta que agotó el inventario disponible e hizo casi imposible conseguir un departamento o casa para alojarte por un par de meses. Ya desde un par de años atrás el mercado inmobiliario de Puerto Escondido venía cobrando un notable crecimiento que el post-Covid despuntó convirtiendo al lugar en tendencia a nivel nacional y que en este año 2021 se incluyera en la lista de los 100 destinos más destacados del mundo por la revista Time denominado como un “Rising Design Destination” y colocándose en el lugar número 5 del Top 20 mundial de las ciudades más buscadas del ranking de Hostel World Group 2021 que a su vez incluye a 4 destinos más de playa de México en la lista. (1. Cancún; 2. Tulum; 6. Playa del Carmen; 10. Isla Mujeres y 5. Puerto Escondido, respectivamente).

Sin duda, el sector Inmobiliario de playa está viviendo un crecimiento notable derivado de la pandemia y hoy en día representa una excelente opción para quien busca invertir, y generar buenos retornos para su capital, el valor por capitalización de rentas es un atractivo importante si se sabe escoger un proyecto o desarrollo que cuente con la planeación necesaria para ofrecer una administración para rentas vacacionales, con servicios y amenidades para el viajero o turista. Y que el propietario pueda dejar su casa o departamento en manos de la operadora que le asegurará que su unidad estará manejada de la menor manera y con estándares de calidad altos asegurando su inversión y plusvalía.

Hablando de dónde invertir en playas mexicanas como en la comida hay de todo y para todos los gustos.

Casas de millones de dólares en Huatulco y Los Cabos o condominios más asequibles en Puerto Escondido y Tulum por debajo de los 200 mil dólares.

Cada destino en México tiene sus atractivos y un estilo de vida diferente, dependiendo de la etapa de vida en la que te encuentras y las necesidades que se tengan.

Al invertir en cualquiera de estos destinos siempre piensa en que llegarás a formar parte de la vida del lugar y de sus habitantes (los locales) quienes te reciben y dan la bienvenida, pero también merecen respeto por la forma de vida, tradiciones y costumbres que llevan, así como el lugar y el medio ambiente.

Las playas de nuestro país son un lugar paradisíaco, pero su gran belleza es igual de frágil. Si queremos seguir disfrutando de la gran diversidad natural que estos destinos nos ofrecen debemos adoptar una cultura de respeto y cuidado no solo del medio ambiente sino también del entorno social de estos paraísos.

COLUMNAS ANTERIORES

El cambio climático está cambiando el sistema financiero
La foto a color de las empresas en 2021

Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad de quien firma esta columna de opinión y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.