Mis Finanzas

¿Problemas de flujo por la inflación? Ajusta los gastos

¿Por dónde empezar la reducción de los gastos? En principio, identificando los desperdicios; elimina servicios y cosas que en realidad no requieres.

Lo que acontece a un buen número de familias es que el ingreso quedó igual y están sufriendo el incremento de los precios, viendo restringido su flujo de efectivo. De no hacerse una compensación, puede traducirse en un mediano plazo a un exceso de endeudamiento y un eventual quebranto.

Si ya exploraste el aumentar las percepciones y es imposible por el momento, el único camino es bajar la salida de dinero y compensar la inflación, veamos algunas maneras rápidas de llevarlo a cabo.

1.- ¿Por dónde empezar la reducción de los gastos? En principio, identificando los desperdicios. Elimina servicios y cosas que en realidad no requieres como, por ejemplo, los seguros cobrados en automático a través de tarjetas o celular; las suscripciones a las aplicaciones que dejaste de abrir; utilizar menos energía, etcétera.

2.- Bájale a los ‘pequeños lujos’ que se convierten en un boquete con el paso del tiempo, como salir a restaurantes caros o vacaciones de gran turismo. Sigue divirtiéndote, buscando opciones baratas. Con este mismo criterio es posible ajustar la cuenta de víveres, de ropa o la renta, cambiándote de vivienda.

3.- Si tienes compromisos fuertes de deuda, podrías intentar renegociar con los bancos menores pagos, a costa de mayor tiempo de vida del crédito. Este es un remedio de emergencia y cuando la situación mejore busca adelantar mensualidades.

Revisa si algún otro banco está dispuesto a tomar tu deuda de tarjetas, con tal de diferirlo a meses sin intereses o cuotas más cómodas. Con frecuencia hay este tipo de promociones.

4.- La tecnología nos ha conducido a subcontratar servicios y puedes utilizar el concepto de ‘hazlo tu mism@’ para rescatar flujo de dinero. No significa que seas plomero; sin embargo, si hacer el aseo, lavar la ropa, preparar la comida o llevar el café de casa a la oficina.

Nos hemos acostumbrado a solicitar muchos servicios con un clic en el celular, pero ante la urgencia es necesario hacer un esfuerzo por alcanzar la solvencia.

5.- Aunque no debe ser lo primero, pues bajas la cobertura, revisa tu seguro de gastos médicos y tal vez ahí puedas reducir la prima, con un deducible y coaseguro mayor o aceptando un menor nivel de hospitales. Sólo piénsalo dos veces, porque luego se complica subirlo y, en caso de un evento, te afecta en tus finanzas

Una sola cosa no te sacará del problema de flujo, sino que la suma acciones aportará la cantidad suficiente para compensar la inflación e incluso ahorrar para formar un patrimonio.

¿Qué otra manera se te ocurre para abatir la salida de dinero? Coméntame en Instagram: @atovar.castro Twitter: @albertotovarc

Alberto Tovar

Alberto Tovar

Economista, especializado en negocios y finanzas personales; certificado como coach de vida y equipos. Actualmente es el Director Regional de la Zona Norte de El Financiero. Ofrece conferencias y consultoría a organizaciones diversas.

COLUMNAS ANTERIORES

¿Cómo llevar tus finanzas sin un presupuesto?
Cuando inviertas, piensa en plural

Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad de quien firma esta columna de opinión y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.