Monterrey

Baja 5% construcción de Nuevo León en septiembre

La entidad se mantuvo en el segundo lugar a nivel nacional, al contribuir con el 11.6 por ciento del valor total.

El sector de la construcción de Nuevo León revirtió la tendencia positiva que había registrado durante los meses de julio y agosto, al reportar en septiembre una contracción anual, en términos reales, de 5.07 por ciento, afectada principalmente por la baja actividad del sector público.

El reporte de Indicadores de Empresas Constructoras del Inegi señala que en septiembre el valor de la producción de éstas en la entidad ascendió a dos mil 905.6 millones de pesos, lo que representó una contracción mensual de 1.11 por ciento.

Analistas del sector indicaron que el segmento ha sido afectado a lo largo del año por la baja actividad en los proyectos del sector público, y septiembre no fue la excepción.

“La caída en la inversión pública es la que ocasiona este retroceso en el sector de la construcción”, señaló José Francisco Guajardo, presidente de la CMIC Nuevo León.

En el noveno mes del año, los proyectos del sector público en la entidad solamente representaron inversiones por 160.9 millones de pesos, 36.14 por ciento menos que en agosto y 73.44 por ciento inferior al monto de septiembre del año pasado.

Ante la baja en la inversión pública, Guajardo explicó que “este año tuvimos las vedas electorales, así como cambio de liderazgos en el Gobierno estatal y en algunos municipales, esto provoca que se detengan las licitaciones”.

Por su parte, el sector privado realizó inversiones por dos mil 744.8 millones de pesos, es decir, un alza mensual de 2.18 por ciento y anual de 11.8 por ciento.

En el acumulado en el año, los ingresos de las empresas suman 24 mil 761 millones de pesos, 0.54 por ciento más que los 24 mil 628 millones de pesos del mismo periodo del año pasado.

“Este año el sector construcción ha estado tan débil, que prácticamente tiene el mismo desempeño que en el 2020, cuando fue impactado negativamente por la pandemia, pues con la suspensión de actividades no esenciales, muchos proyectos se detuvieron”, indicó un analista.

El segmento de edificación es el que históricamente sostiene a la construcción estatal, al tener la mayor contribución en éste y pese a que en septiembre su monto de inversiones fue de dos mil 73.4 millones de pesos, 4.48 por ciento menos que en agosto, subió 5.6 por ciento con relación a septiembre del año pasado.

Ante la debilidad de la construcción y pese a que hasta octubre registra 10 mil 414 más empleos netos que los reportados en diciembre, acumula una pérdida de cinco mil 327 plazas laborales con relación a febrero del 2020, antes del inicio de la pandemia.

“Esperamos que la obra privada continúe avanzando y que se reflejen en el sector algunas licitaciones de los últimos tres meses del 2021, de manera que volveríamos a cerrar el año en números negros y en el escenario más conservador tendríamos al menos un punto porcentual de crecimiento y en uno más optimista llegaríamos al tres por ciento”, concluyó Guajardo.