Nacional

Contraloría del DF inhabilita a exsecretario de Obras 

La dependencia informó que tras la investigación en la Secretaría de Obras y Servicios, resolvió inhabilitar a tres exservidores públicos de alto nivel y suspender a uno más por incurrir en conflicto de intereses.
Héctor Gutiérrez
24 septiembre 2015 13:30 Última actualización 24 septiembre 2015 13:33
Alfredo Hernández, exsecretario de Obras del Gobierno del Distrito Federal. (Especial)

Alfredo Hernández, exsecretario de Obras del Gobierno del Distrito Federal. (Archivo)

CIUDAD DE MÉXICO. La Contraloría General del Distrito Federal dio a conocer la inhabilitación de Alfredo Hernández, exsecretario de Obras que fue separado de su cargo el pasado 11 de marzo tras hacerse público que otorgó contratos por más de 71 millones de pesos a la empresa en la que su esposa se desempeñaba como directora comercial.

Mediante un comunicado de prensa se señala que “con estricto apego a derecho, en cumplimiento al compromiso de transparencia y rendición de cuentas, la Contraloría General del Distrito Federal (CGDF) informa:

“Como resultado de la investigación realizada en la Secretaría de Obras y Servicios (SOBSE) por la recepción de propuesta y adjudicación de contratos, resolvió inhabilitar a tres exservidores públicos de alto nivel y suspender a uno más por incurrir en irregularidades (conflicto de intereses).

Y establece que “con estas acciones, el jefe de Gobierno de la Ciudad de México, Miguel Ángel Mancera Espinosa, refrenda su compromiso con la legalidad y transparencia y deja de manifiesto que no se tolerará ningún acto irregular que genere incomodidad a la ciudadanía, ni que lastime el buen ejercicio de la Administración Pública capitalina”.

Aunque en el comunicado de la Contraloría no se especifican nombres (pues por la Ley de Protección de Datos Personales están impedidos para publicarlos), ni los años de inhabilitación de estos funcionarios, fuentes del gobierno capitalino confirmaron a El Financiero que se trata de Alfredo Hernández y dos colaboradores suyos, pues otro fue suspendido.

El 11 de marzo pasado, en las páginas de este diario se hizo público que Alfredo Hernández, entonces secretario de Obras del gobierno de la ciudad, había entregado a la empresa Planet Ingeniería, SA de CV, dos contratos por más de 71 millones de pesos para la renovación y modernización del alumbrado público en las 16 delegaciones de la capital, en la que su esposa, Erika Molina Barragán, era la directora comercial, lo que representaba un claro conflicto de interés.

Y es que, el 20 de octubre de 2014, Planet Ingeniería SA de CV recibió dos contratos, uno por 30 millones 847 mil 254 pesos y otro por 40 millones 483 mil 631 pesos para “realizar trabajos de renovación y modernización del alumbrado público en la totalidad de las demarcaciones del Distrito Federal, en el marco del Programa Decisiones por Colonia 2014”.

Cabe destacar que en la página de Transparencia de la propia Secretaría de Obras quedó establecido que el motivo de la contratación de Planet Ingeniería SA de CV se daba debido a que “reúne las condiciones legales, económicas, financieras y administrativas fijadas en las bases de la invitación”.

Así, el mismo día en que El Financiero dio a conocer este caso –11 de marzo pasado--, el jefe del Gobierno de la Ciudad, Miguel Ángel Mancera, tomó la determinación de separar de su cargo a Alfredo Hernández e iniciarle una investigación en la Contraloría General del gobierno de la ciudad, misma que concluyó ayer con la inhabilitación de este exfuncionario y de dos de sus colaboradores cercanos, así como la suspensión de otro más.