Monterrey

Medina es vinculado por delito menor

Agravio. El ilícito que cometió fue haber participado directamente en la promoción de incentivos indebidos en favor de KIA Motors.
ALEJANDRA MENDOZA
amendoza@elfinanciero.com.mx
10 agosto 2016 8:19 Última actualización 10 agosto 2016 8:19
Rodrigo Medina de la Cruz

PUNTUAL. Medina llegó al Palacio de Justicia alrededor de las 8 de la mañana, sorprendiendo a propios y extraños, ya que la cita era una hora después.

El Juez de Control Jaime Garza Castañeda vinculó a proceso al ex Gobernador de Nuevo León Rodrigo Medina de la Cruz por el delito de ejercicio indebido de funciones y rechazó las acusaciones de peculado y daños en contra del patrimonio estatal.

El ilícito que cometió Medina fue haber participado directamente en la promoción de incentivos indebidos en favor de Kia Motors.

El Juez consideró que no está acreditado que el ex Mandatario indujo a los funcionarios de su Gobierno a cometer los actos ilícitos que aparentemente se hicieron al otorgar los incentivos a la empresa, por ello no lo vinculó a proceso por los otros delitos que se le acusaba.

Pese a que no se dictaron medidas cautelares en contra de Medina, se determino que continuará el embargo de sus propiedades.

Asimismo, se indicó que el proceso tendría una duración de tres meses, tiempo en el cual se entrvistará a exfuncionarios de la SEDEC y a directivos de la armadora.

La comparecencia tuvo una duración de más de 13 horas; Medina llegó al Palacio de Justicia alrededor de los 8 de la mañana, sorprendiendo a propios y extraños, ya que la cita era una hora después.

“Todo estaba contemplado para que al filo de las 5 de la tarde se tuviera la resolución final, sin embargo una tormenta eléctrica generó una falla en el suministro de energía en el inmueble, por lo que se retrasó el proceso y hasta el cierre de esta edición, aún no se conocía la resolución de Garza Castañeda”, indicó una fuente cercana al proceso.

En la sesión, la fiscalía, representada por Héctor Bernardo Álvarez, Juan Morgar Carrillo e Hilario Vázquez, argumentaron que Medina de la Cruz participó en el quebranto a las finanzas del Estado por un monto de 3 mil 683 millones 504, al otorgar incentivos a la armadora KIA Motors.

Señalaron que previo a la celebración del contrato, realizado el 26 de agosto de 2014, ya se habían destinado recursos por más de 2 mil millones de pesos para preparar la instalación de la armadora, mismos que se ofrecerían como incentivos sin que la armadora los solicitara.

Aunado a esto, indicaron que le ofrecieron a la armadora una exención del 100 por ciento del Impuesto Sobre Nómina (ISN) por 20 años.

Por su parte, los abogados de Rodrigo Medina, Javier Enrique Flores Saldívar y Alonso Aguilar, señalaron que los recursos no representaron un quebranto ya que se trató de una inversión de beneficio.

Por lo anterior, calificaron como “doloso” que la fiscalía no señalara que Rodrigo Medina aparece con la figura como testigo en el contrato.

Además, respecto al argumento sobre el ISN por parte de la fiscalía, explicaron que existe una cláusula en la que señala que el beneficio se otorgaría previo a una autorización del Congreso.

En entrevista previa a la comparecencia, Medina de la Cruz señaló que se encontraba tranquilo, pues no había cometido ningún ilícito.

“No hemos cometido ningún delito y sobre todo, tenemos la conciencia tranquila, vamos a desahogar esta audiencia, esto apenas está empezando, la verdad al final saldrá a relucir y llevaremos una defensa ordenada", declaró.