Empresas

Telefónica se ampara contra reglas de portabilidad de IFT

De acuerdo con Francisco Gil, presidente de Telefónica en México, los requisitos para realizar el cambio de compañía telefónica conservando el número celular frenan la migración de los usuarios.
Ana Martínez
25 marzo 2015 14:51 Última actualización 25 marzo 2015 21:24
[Telefónica busca consolidarse en México con más de 20 millones de clientes. / Bloomberg]  

[Telefónica busca consolidarse en México con más de 20 millones de clientes. / Bloomberg]

Telefónica presentó un amparo contra las reglas de portabilidad numérica que el Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) implementó en noviembre pasado, reveló Francisco Gil Díaz, presidente de Telefónica Movistar en México.

De acuerdo con el directivo, los requisitos para realizar el cambio de compañía telefónica conservando el número celular frenan la migración de los usuarios.

“Ya lo interpusimos, ahora estamos a la espera de que se resuelva en los juzgados... que los tribunales declaren que (el IFT) no siguió las normas legales al emitir estas reglas”, dijo Gil Díaz en el marco de la Expo CANITEC 2015.

De acuerdo con el Comité de Portabilidad, integrado por los operadores, los números portados entre enero y marzo de 2015 disminuyeron en 47 por ciento, en comparación con el mismo periodo del año previo, mientras que el número de solicitudes de portabilidad rechazadas aumentó en 50 por ciento.

“No hay algo que permita que el proceso sea ágil y sencillo. La ley le da al IFT la obligación de facilitar la portabilidad y está haciendo lo contrario”, comentó el directivo.

Al respecto, Gabriel Contreras, comisionado presidente del IFT, dijo no tener noticias sobre otro agente regulado que haya interpuesto un recurso de amparo ante las reglamentaciones de portabilidad numérica.

El funcionario enfatizó que el IFT seguirá la línea de protección de derechos de los usuarios y no los intereses de las compañías.

“En buena parte la portabilidad numérica ha decrecido en el mercado móvil porque antes no se pedía identificación. Es razonable, estamos hablando de un derecho del usuario”, expresó Contreras.

Por su parte, Adriana Labardini, comisionada del pleno del IFT, mencionó en una reunión de trabajo con la Cámara de Senadores que el regulador evalúa eliminar el requisito de entregar una identificación oficial para realizar el trámite.

“La solicitud de presentar una identificación oficial para realizar el trámite fue uno de los principales obstáculos para la migración por parte del administrador de la base de datos”, indicó.

Añadió que están revisando las normas para hacer más ágil el proceso de una reducción considerable de los requisitos vigentes y los plazos a menos de 24 horas. Eso implica una revisión y modificación de todos los procesos”, dijo Contreras.

Una forma de identificar al usuario sin tener una copia de la credencial de elector del cliente es la obtención del NIP (número de identificación oficial, mencionó.

Un ejercicio realizado por El Financiero constató que el proceso enfrentó problemas desde el primer día y en algunas ocasiones la migración no pudo hacerse efectiva en el plazo señalado por el regulador.