Dueños de granja de Homún buscarían apartar a la jueza del caso
menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Dueños de granja de Homún buscarían apartar a la jueza del caso

COMPARTIR

···
menu-trigger

Dueños de granja de Homún buscarían apartar a la jueza del caso

bulletEl grupo Guardianes de los Cenotes informó que la empresa interpuso un recurso para solicitar que la jueza que ordenó la suspensión de las operaciones se separe del proceso.

bulletLa jueza fue acusada de ser parcial a favor de la representación legal de seis menores que interpuso un amparo para frenar la instalación de la granja.

EF Península Andrea Muñoz Cheryl Paredes
21/12/2018
Kanan Ts’ono’ot, Guardianes de los cenotes de Homún, junto con representantes de infancia de Homún y el equipo Indignación en conferencia de prensa.
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

Los dueños de la granja porcícola construida en Homún, Producción Alimentaria Porcícola (Papo), interpusieron un recurso para solicitar que la jueza Cuarta de Distrito, Miriam de Jesús Cámara Patrón, se aparte del juicio de amparo que presentó la representación legal de seis niñas y niños de ese municipio en contra de la instalación de la granja.

En conferencia de prensa, la agrupación Guardianes de los Cenotes explicó que se presentó una recusación firmada por José Enrique Ortiz García como representante de la empresa, en la que señalan que la jueza estaría litigando a favor de los quejosos y de haberlos asesorado.

"Señala que la Juez cuarta se basó en la violación al derecho a la consulta para otorgar la suspensión y sostiene, falsa y dolosamente, que dicha afectación no fue demandada por los quejosos, lo cual es evidente mentira, puesto que la violación al derecho a la consulta libre, previa e informada es una de los fundamentos de la demanda original de amparo", explicó la agrupación en un comunicado.

El 9 de octubre, la jueza concedió un amparo a la representación legal de los menores de Homún que ordenaba la suspensión de operaciones de la granja. El recurso buscaba proteger su derecho al agua, un medio ambiente sano y el principio precautorio.

El reclamo de los Guardianes de los Cenotes critica además que la recusación no retoma ninguna de las causales específicas para su solicitud establecidas en la Ley de Amparo, como el parentesco, la relación de amistad o o el interés personal, sino que aduce que la causal genérica: "si se encuentra en una situación diversa de las especificadas que implicaran elementos objetivos de los que pudiera derivarse el riesgo de pérdida de imparcialidad".

Desde la perspectiva de los cenoteros, esta estrategia buscaría retrasar la toma de muestras periciales respecto de la posible contaminación del ambiente en la zona donde opera la granja y donde estuvieron alrededor de 30 mil cerdos por espacio de dos meses y medio. Además, aseguraron que no se les ha informado de la salida de la totalidad de los cerdos de las instalaciones.

"El recurso, que a juicio de quienes suscribimos este comunicado no tiene mayor sustento, pretendería evitar que se desarrollen las pruebas periciales y ganar tiempo para eliminar cualquier evidencia de contaminación generada por tres meses de estancia de los cerdos", expuso la agrupación.

Los cerdos fueron llevados a la granja desde la segunda semana de septiembre, según explicó Ricardo Díaz, representante de Papo, durante una visita a las instalaciones de Homún.

El pasado 1 de diciembre, la empresa Papo y la Secretaría de Desarrollo Urbano y Medio Ambiente de Yucatán informaron del retiro de cerdos de la granja en camiones. La empresa detalló que los animales quedaron a disposición de la empresa Kekén.