menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Cristóbal Colón no descubrió América

COMPARTIR

···
menu-trigger

Cristóbal Colón no descubrió América

12/10/2020

El autor es Senador de la República

Es chocante que a estas alturas del siglo XXI aún se diga que “Cristobal Colón descubrió América el 12 de octubre de 1492”.

Esa aseveración es contraria a todo sentido histórico, humanista, ético y veraz.

Hacer tal afirmación es negar la naturaleza humana de quienes ya poblaban este continente cuando llegaron los europeos al mismo. ¿Cómo de qué fue descubierto por Colón? ¿Y los nativos que él encontró no descubrieron estas tierras al momento de habitarlas? ¿Acaso no llegaron antes que Colón? ¿No vale su descubrimiento porque no eran europeos? ¿No eran humanos también?

Contar el descubrimiento de América a partir de 1492 es contar la historia del mundo desde Europa, con un marcado sentido eurocentrista. Si los europeos no conocían este continente entonces no existía. Si otros seres humanos ya habían llegado no tenía validez. El mundo era Europa, la civilización era Europa y la humanidad era Europa.

Sin embargo, en su libro “Una visión del México prehispánico”, Román Piña Chan relata:

“El pasado prehispánico de México es como una vaga y lejana historia que nos relata la aventura cultural y civilizadora del hombre (...) Esta vieja y lejana historia abarcó miles de años y pasó por varios periodos de desarrollo. Se inició cuando procedentes de Norteamérica algunos cazadores nómadas fueron penetrando al territorio mexicano en busca de los grandes mamíferos pleistocénicos de que vivían; continuó con los recolectores y cazadores inferiores que dieron lugar a los grupos que descubrieron el cultivo del maíz, la calabaza, el frijol y otras especies comestibles; y llegó a los pueblos sedentarios, plenamente agrícolas, que crearon más tarde los centros urbanos y las brillantes civilizaciones del México antiguo”.

Los pobladores de estas tierras ya tenían amplios conocimientos en medicina, ingeniería hidráulica, agricultura, astronomía, matemáticas y otras disciplinas cuando llegaron los europeos. Antes que ellos, inventaron el cero en las matemáticas. Y antes que ellos tenían claridad del sistema solar.

La Gran Tenochtitlan se fundó 200 años antes de su llegada. Siete mil años antes ya había seres humanos que habían empezado a “aprovechar el maíz silvestre, el nopal, el guaje o calabaza vinatera y el chile silvestre”. Veinte mil años antes de que llegaran los europeos ya había humanos habitando diversos lugares de Mesoamérica.

Y 40 mil años antes, durante la glaciación, comenzaron a pasar por el estrecho de Bering, entre Siberia y Alaska, seres humanos que poco a poco fueron transitando por la parte norte de lo que hoy se llama América. Muchos años después otros llegaron en embarcaciones que partieron de algunas islas del Pacífico.

Cristóbal Colón no descubrió América. Los europeos no descubrieron América. Ni siquiera los vikingos noruegos que llegaron antes que Colón. Este continente fue colonizado por hombres y mujeres provenientes de Asia.

Si el 12 de octubre no es fecha del descubrimiento de América, tampoco lo es de celebración. Como dice Eduardo Galeano en su obra "Las venas abiertas de América Latina":

“Cristóbal Colón dirigió en persona la campaña militar contra los indígenas de la Dominicana. Un puñado de caballeros, doscientos infantes y unos cuantos perros especialmente adiestrados para el ataque diezmaron a los indios. Más de quinientos, enviados a España, fueron vendidos como esclavos en Sevilla y murieron miserablemente.”

Colón le abrió el camino a Hernán Cortés, Pedro de Alvarado, Francisco Pizarro y otros conquistadores que llegaron a apropiarse del oro, plata, minerales y otras riquezas de Mesoamérica, Centroamérica y Sudamérica después de un genocidio. Un siglo más tarde, colonos ingleses llegaron a lo que hoy es Norteamérica y exterminaron a los que la habitaban, construyendo además la leyenda de que los salvajes eran los indios que se defendían y no los europeos que llegaban a despojar y matar.

El 12 de octubre de 1492 inició una historia de guerra y saqueo. No se descubrió América.

Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad de quien firma esta columna de opinión y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.