Desde San Lázaro

La inteligencia artificial no desplazará a los maestros

Vale la pena reflexionar sobre el papel de la educación pública en nuestro país, especialmente luego de la pandemia y del redireccionamiento que la política pública.

Durante los trabajos que se desarrollaron en la Conferencia Regional de América del Norte y el Caribe de la Internacional de la Educación (IE-NAC), celebrada en nuestro país, durante esta semana, en la que participaron representantes de sindicatos magisteriales de 27 países, entre ellos el SNTE, los participantes identificaron tres prioridades para la educación básica: la educación inclusiva, la profesionalización de los docentes y el uso de la inteligencia artificial, de forma ética, racional y equitativa, en beneficio de estudiantes y docentes.

Al respecto, Alfonso Cepeda Salas, líder nacional del magisterio, advirtió que “la inteligencia artificial viene muy fuerte, pero no habrá robot o máquina, por más perfecta que sea, que sustituya a las maestras y a los maestros. Ese vínculo emocional, afectivo que hay entre el maestro y sus alumnos nada lo puede sustituir, de eso estamos convencidos”.

Comentó que la lucha sindical es un esfuerzo cotidiano, que implica retos constantes, no solo en la defensa de sus derechos, también en acompañar a los trabajadores en el uso de las nuevas tecnologías.

La agenda de trabajo de la Conferencia se desarrolló en el marco del Día Internacional de la Educación y entre las actividades se incluyeron cuatro talleres: La voz de los educadores transformará la educación, no la IA; Iniciativas sindicales para la equidad, la inclusión y la diversidad; Iniciativas de cooperación para el desarrollo en la región del Caribe; y Promoción y defensa de la democracia y los derechos humanos y sindicales.

El dirigente magisterial se congratuló por el exitoso resultado del encuentro, coordinado por el SNTE, que concluyó con un llamado urgente a los gobiernos y organizaciones internacionales para que aumenten ya la inversión en la escuela pública y sus maestros, a fin de terminar, entre otros problemas, con la escasez de docentes en el mundo.

Durante tres días, los participantes en la conferencia titulada ‘Afrontando los retos del futuro con soluciones que fortalezcan la educación pública’, analizaron la situación en la que se encuentra la educación pública y la condición laboral de los maestros en la región. Los líderes magisteriales advirtieron que se agudiza la falta de maestros a nivel global, debido a bajos salarios, excesiva carga de trabajo, estrés laboral, violencia de los alumnos contra sus maestros y desinterés de los gobiernos por la escuela pública, por mencionar algunos.

De acuerdo con la UNESCO, existe una carencia de 44 millones de profesores en el mundo, tan solo en los niveles de primaria y secundaria, por lo que es momento de aumentar la inversión en la escuela pública y sus maestros, por ello es relevante aumentar la contratación de profesores y crear estrategias para retenerlos, así como revalorar la profesión y mejorar el estatus de los docentes con salarios competitivos, respeto a sus derechos laborales y apoyo a la profesionalización.

Señalaron que esta condición empeoró con la pandemia que provocó serios rezagos educativos y problemas psicoemocionales en la comunidad educativa.

El dirigente magisterial aclaró que México se ha posicionado como un referente mundial en la defensa de los derechos de los trabajadores de la educación al clausurar la conferencia citada; “ven con ojos de admiración lo que hemos podido lograr y que en sus países se ha complicado mucho, por ejemplo, tener la certeza laboral o que también los maestros renuncien porque los sueldos son ínfimos, les pagan muy poco y creo que tenemos que hacer una autocrítica de lo que hemos logrado en estos 80 años en nuestro sindicato y valorarlo y fortalecer nuestra unidad, nuestra solidaridad”.

Cabe recordar que la Internacional de la Educación es una federación que reúne a 383 sindicatos que representan a más de 32 millones de maestros y personal de apoyo a la educación en 178 países y territorios.

Vale la pena hacer un examen de conciencia para ubicar el papel que tiene la educación pública en nuestro país, especialmente luego de la pandemia y del redireccionamiento que se dio a la política pública en torno a las capacidades acotadas principalmente por los libros de texto y este será uno de los mayores retos que tendrá la siguiente administración, además de fortalecer la educación pública en cuanto a reinsertar al sistema a los estudiantes desertores y a recobrar un modelo que capacite a los alumnos para enfrentar los retos que presenta el siglo XXI, en donde el uso de nuevas tecnologías como la Inteligencia Artificial, se convierten en herramientas indispensables para el desarrollo personal y profesional.

COLUMNAS ANTERIORES

AMLO: mal perdedor y mal demócrata
Pronóstico reservado, a 13 días de la elección

Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad de quien firma esta columna de opinión y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.