Problemas de Huawei abren la puerta a Samsung en el mercado del 5G
menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Problemas de Huawei abren la puerta a Samsung en el mercado del 5G

COMPARTIR

···
menu-trigger

Problemas de Huawei abren la puerta a Samsung en el mercado del 5G

bulletEl constante bloqueo que la empresa china ha recibido contra sus productos de esta red podrían permitirle a la empresa surcoreana disputar el liderazgo en ese mercado.

Bloomberg / Sam Kim
12/12/2018
Huawei y Samsung
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

Las preocupaciones de seguridad cada vez mayores en torno a Huawei podrían permitir a Samsung desafiar al gigante chino en el mercado de comunicaciones inalámbricas de quinta generación, el 5G, declaró un ejecutivo de la empresa surcoreana.

Si bien Samsung sigue siendo el mayor fabricante de teléfonos inteligentes y semiconductores del mundo, Huawei domina las redes por un amplio margen.

Sin embargo, su posición en el mercado está bajo amenaza, ya que un país tras otro bloquea el uso de sus productos 5G en un clima de inquietud en el que está la sospecha de que sean usados por el Gobierno chino para espionaje.

Al respecto, Huawei ha negado cualquier participación en este tipo de actividades.

"Estratégicamente, estas preocupaciones nos permiten obtener más participación de mercado", señaló este miércoles S. Abraham Kim, vicepresidente de la división móvil de Samsung, en una conferencia en Seúl.

"Huawei ha mantenido el dominio en el mercado de redes desde la era del 4G LTE, pero estamos a la vanguardia de la tecnología 5G que se usa en los teléfonos inteligentes", declaró.

Samsung planea lanzar un teléfono con capacidad 5G junto con un teléfono con pantalla flexible el próximo año. La firma considera que esos dispositivos son su mejor opción para reactivar las ventas que se han reducido, ya que los consumidores esperan más tiempo para actualizar sus teléfonos inteligentes.

No obstante, los desafíos técnicos se mantienen, subrayó Kim: las señales de 5G pueden obstruirse según la forma en que se sostenga el teléfono, lo cual implica la necesidad de colocar más módulos de antena en las propiedades ya limitadas de un teléfono, junto con una batería grande.

Samsung ahora estudia cómo dividir en dos capas las partes interiores de un dispositivo y al mismo tiempo minimizar el grosor general, explicó el directivo.

El calor plantea otro desafío porque la tecnología 5G transmite muchos más datos y consume más energía, lo que podría hacer que el teléfono se caliente demasiado para sostenerlo. Por ello, Samsung trabaja para limitar la temperatura a poco más de 40 grados centígrados, indicó el ejecutivo.

Hace poco, Huawei reemplazó a Apple como el segundo fabricante de teléfonos inteligentes más grande del mundo y está reduciendo la brecha con Samsung. Sin embargo, las preocupaciones en torno al negocio global de la compañía china se han incrementado desde que la directora financiera de Huawei, Meng Wanzhou, fuera arrestada por una supuesta conspiración para estafar a los bancos y transgredir las sanciones que Estados Unidos impuso a Irán.

Meng fue puesta en libertad bajo fianza el martes, pero aún enfrenta una posible extradición a EU.