Cisco: Una 'peculiar' manera de conseguir contratos en México
menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Cisco: Una 'peculiar' manera de conseguir contratos en México

COMPARTIR

···
menu-trigger

Cisco: Una 'peculiar' manera de conseguir contratos en México

bulletLa firma de telecomunicaciones usa su poder monopólico e incluso tráfico de influencias para obtener contratos gubernamentales, de acuerdo con la columna 'La Cuarta Transformación' del periodista Darío Celis.

Redacción
25/02/2020
Actualización 25/02/2020 - 13:44
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

La empresa de servicios de telecomunicaciones, Cisco Systems, se estaría valiendo de un poder monopólico y tráfico de influencias en concursos para obtener contratos en México, de acuerdo con la columna ‘La Cuarta Transformación’ del periodista Darío Celis publicada en El Financiero.

En un primer caso, relata que hace unas semanas la Comisión Federal de Electricidad (CFE) le adjudicó a Cisco un convenio por casi 600 millones de pesos para empezar a desarrollar la Red Eléctrica Inteligente (REI).

Celis detalla que desde finales del sexenio de Enrique Peña Nieto el área de Transmisión, a cargo de Noé Peña, venía trabajando en el proyecto, el cual puede llegar a tener un costo de hasta 6 mil millones de pesos.

“Ese es el tamaño del pastel que Cisco, enquistado en la CFE desde los tiempos de Alfredo Elías Ayub y resuelto a retener el monopolio tecnológico que allí posee, no está dispuesto a perder”, apunta el columnista.

Explica que la firma, que en México dirige Isidro Quintana, se alió a dos empresas españolas que tienen buenos padrinos en la 4T: Ikusi, que comanda Iñaki Maiz y Micronet, que capitanea Javier Ormazabal.

Además, Román Ramírez, el excoordinador de CFE Transmisión, gente de confianza de Noé Peña, actualmente es asesor de Cisco y fue contratado a través de la dupla Ikusi-Micronet.

“Este par de compañías hispanas han sido extrañamente favorecidas por CFE Transmisión en la mayoría de las licitaciones, incluyendo las dos últimas del proyecto REI”, detalla Celis.

Agrega que Ramírez Rodríguez ha estado en los dos últimos años “cabildeando de manera no muy transparente a favor de Cisco. Y es que el exfuncionario incurriría en conflictos de interés y tráfico de influencias. Concretamente a través de Abel Diego Rodríguez, director de Gobierno de Cisco, para obtener como marca más de 80 por ciento de las compras de tecnologías de información y comunicaciones de la CFE”.

En este sentido, relata en el texto el caso de la red de datos y comunicaciones unificadas, sin competencia dentro de la CFE de Bartlett, “descalificando a todas las demás marcas del mercado y seguramente comprando más caro”.

Algunas de las compañías que no pudieron entrar fueron Axtel-Alestra de Armando Garza Sada y Bestel que dirige José Ramón García, porque la misma Cisco les negó las cartas y soporte.

Asimismo, a la china Huawei de Ren Zhengfei, Total Play de Ricardo Salinas y que lidera Eduardo Kuri, Telmex de Carlos Slim, Megacable de Enrique Yamuni y Theos de Raúl Pinto.

Celis relata también que Román Ramírez ha viajado en el último año varias veces a España, a la sede de Ikusi, y como invitado especial a eventos mundiales de Cisco en compañía de Abel Diego y de Martín Camargo.

Este último es responsable de la cuenta CFE en Cisco Systems, quien, explica Celis, es conocido por utilizar recursos legales y otros no muy ortodoxos de presión para obtener ventajas en los procesos de licitación.

Revela que incluso Abel Diego ha sido investigado internamente por favorecer a empresas como Censystem, de Jorge Rubio, exdirector de Ikusi-Micronet, en licitaciones del gobierno anterior y de la 4T. De ello, agrega, han dado cuenta otros canales 'Gold' de Cisco, que han denunciado el favoritismo que Isidro Quintana y Abel Diego Rodríguez tienen hacia Ikusi-Micronet y otras empresas.

En su columna de este martes, el periodista relata otro caso, el que involucra un contrato con la Secretaría de Hacienda.

El viernes pasado, cuenta, la dependencia recibió propuestas para el contrato marco de otras dos partidas de la compra consolidada de tecnologías de información y comunicaciones. Se trató del equipo de seguridad firewall y NAC para las 360 dependencias del sector federal y para equipo de telefonía IP y para videoconferencias, contrato que podría alcanzar un valor de 8 mil millones de pesos.

En este caso, Cisco Systems “oooootra vez pasó por encima de sus propios canales tradicionales y aliados estratégicos. A la empresa que dirige aquí Isidro Quintana ya se le hizo modus operandi manipular la competencia con sus cartas de certificación”, relata Celis.

Explica que el mismo Quintana y su director de cuentas de Gobierno, Abel Diego Rodríguez, tienen intereses en algunos integradores que terminan obteniendo el beneficio del certificado.

“Cisco, que preside Chuck Robbins, está utilizando su poder monopólico, pero sobre todo tráfico de influencias en el gobierno, para impedir que la china Huawei, de Ren Zhengfei, pueda posicionarse en precio y calidad con el régimen de la 4T. Ya le daremos más detalles”, indica.

“¿Conocerá el CEO de Cisco Systems, Chuck Robbins, el mugrero que tiene en México?”, concluye Darío Celis.