CDMX

Colapso de la Línea 12 del Metro: ¿Cómo van los avances del tramo subterráneo?

El director de Metro explicó que ya se trabaja en las siete curvas, que están ubicadas entre las estaciones Zapata y Atlalilco, donde el material será sustituido por uno de mayor dureza.

Ya estamos trabajando en la sustitución de las siete curvas, con radios menores a 500 metros, en la parte subterránea de la Línea 12, informó este jueves 26 de mayo el director general del Metro, Guillermo Calderón.

Hasta el pasado 3 de mayo, esta zona no había sido rehabilitada por las constructoras encargadas de este tramo.

Por esta razón, Calderón detalló la tarde de este juves que ya se trabaja en las siete curvas, que están ubicadas entre las estaciones Zapata y Atlalilco, donde el material será sustituido por uno de mayor dureza.

“Riel de mayor dureza, durmientes de mayor dureza, fijaciones de mayor dureza, para eso estamos rehabilitando la subbase con una carpeta de concreto… también será sustituido todo el balasto por uno de mucho mayor dureza”, explicó el funcionario en conferencia de prensa sobre los avances de la llamada Línea Dorada.

También recalcó que existe “un avance del retiro del riel muy importante, estamos trabajando en la mitad de lo que es la Línea 12, primero haremos la vía 1, que es de Tláhuac a Mixcoac, y después la vía 2″.

Desde hace meses, la empresa francesa EGIS detectó las siete curvas y recomendó cambiar las características del riel, además de modificar la inclinación que tiene la curva para facilitar un mejor ensamble de la rueda del tren con el riel.

Asimismo, propuso mejorar la subbase que había sido deteriorada, la cual está compuesta por una loza de concreto y tiene la función de brindar mayor sustentabilidad a la vía.


Todo el material sustituido será enviado al parque Bosque de Tláhuac, donde se requiere un relleno de material pétreo con buenas características.

¿Cómo está compuesto el tramo subterráneo de la Línea 12?

El tramo subterráneo abarca nueves estaciones: Mixcoac, Insurgentes Sur, Hospital 20 de Noviembre, Zapata, Parque de los Venados, Eje Central, Ermita, Mexicaltzingo y Atlalilco.

A pesar de que este tramo no resultó afectado tras el desplome entre las estaciones Tezonco y Olivos, el servicio en esta parte de la Línea no fue reestablecido debido a la interrupción del paso de los trenes hacia los talleres en Tláhuac.

Por ello, se utilizó el tiempo para estudiar a profundidad el tramo subterráneo y mejorar sus condiciones. Los primeros peritajes arrojaron que la estructura del túnel es segura ante sismos o movimientos del suelo.

Sin embargo, expertos identificaron problemas en la parte que sustenta a la vía, además de detectar siete curvas cerradas y filtraciones.