CDMX

¿Sin ‘perrhijos’ al volante? Esta es la multa en CDMX por traer a tu perro en el auto

El Reglamento de Tránsito de la Ciudad de México señala en su artículo 38 una multa para los conductores que lleven a su mascota en el auto, te contamos.

Ya sea para ir a pasear, o para visitar a la familia o a nuestros amigos, para muchos de nosotros es importante llevar a las mascotas como los perritos y los gatitos con nosotros en el automóvil, pero, ¿sabías que en la Ciudad de México puedes ser acreedor a una multa al llevarlos en tu auto?

Así como lo lees, el Reglamento de Tránsito de la Ciudad de México indica que hay algunos impedimentos al momento de transportar a tu mascota dentro de tu automóvil, por ello, en El Financiero, te decimos los elementos que debes cumplir para no ser multado al trasladar a tu peludo en el vehículo.

¿Por qué puedo ser multado si subo a mi mascota al auto?

La multa por trasladar mascotas en el carro no es específicamente por llevar a tu perro o gato dentro del auto, sino que el artículo 38 del reglamento de la CDMX señala que “los conductores de vehículos son responsables de evitar realizar acciones que pongan en riesgo su integridad física y la de los demás usuarios de la vía, por lo que se prohíbe sostener, cargar o colocar personas o animales entre sus brazos y piernas”.

Así, en caso de traer a tu gato o a tu perro de la forma anteriormente señalada, podrías hacerte acreedor a una multa que va de 5, 7 o 10 veces la Unidad de Medida y Actualización (UMA) vigente, que equivale a entre 481 y 962 pesos, además de un punto de penalización en tu licencia de conducir.

Por otra parte, si tu mascota llega a distraerte al momento de ir al volante, es decir, si tu perro es muy inquieto y se la pasa brincando dentro de tu auto, las autoridades podrían sancionarte si tu visibilidad se ve reducida “por algún objeto o cualquier otro elemento”.

En este caso la multa pude variar entre 5, 7 o 10 veces la Unidad de Medida y Actualización vigente, lo que equivale a entre 481 y 962 pesos, además, también te hace acreedor a un punto de penalización a la licencia de conducir.

Recuerda que si deseas llevar a tu mascota contigo, puedes hacerlo en una transportadora, una silla especial para tu “perrhijo” o, en todo caso, en uno de los asientos traseros con un cinturón de seguridad especial que puedes comprar en una tienda de mascotas.