Tech

Google te invita a caminar por las favelas de Río

La tecnológica se lanzó a las calles de las favelas para conseguir imágenes de estos sitios, que resultan atractivos para los visitantes, aunque visitarlos podría ser demasiado arriesgado.
Bloomberg
01 agosto 2016 22:53 Última actualización 01 agosto 2016 22:53
El equipo de Google Street View recorre las favelas. (Bloomberg)

El equipo de Google Street View recorrió las favelas. (Bloomberg)

Google lanzó su servicio de mapas Street View en un barrio pobre por primera vez, cubriendo una favela de Río de Janeiro apenas unos días antes de que reciba los Juegos Olímpicos. Si estás planeando visitarla en persona, es posible que quieras usar otra aplicación para mantenerte a salvo.

Sao Carlos es una de las 26 favelas de Río de Janeiro que Google ha trazado desde que su programa fue lanzado en 2015, y la primera en recibir Street View, que ofrece una perspectiva a nivel del suelo a través de fotografías de 360 ​​grados. Debido a las calles estrechas de la favela, en lugar de fotografiar las calles en coche, los residentes locales fueron contratados para cargar con una mochila y una cámara esférica con un peso combinado de 25 kilos (55 libras).

"Quisimos darles la experiencia de lo que realmente es la favela a los brasileños y el resto del mundo", indicó Suzana Ayarza, directora de comercialización de Google en Brasil, en una entrevista. "Este es un primer paso y, obviamente, queremos seguir haciendo Street View en otras favelas donde podemos".

Llevar Street View a las favelas de Río es lo último de cartografía digital para un gran segmento de la población cuya visibilidad ha sido limitada. Los turistas a menudo quedan fascinados con las favelas, algunos de los cuales trepan las laderas a lo largo de los vertiginosos caminos, algunos de los cuales han servido como escenarios para películas violentas como la "Ciudad de Dios".

Google también lanzó un sitio interactivo que comparte historias de algunos residentes de las favelas e incluye un video en time lapse de 360 ​​grados tomado durante un paseo en motocicleta hasta Sao Carlos.

CROSS FIRE

Como parte de su empuje para mejorar la seguridad de cara a los Juegos Olímpicos, Río instaló las llamadas unidades de pacificación de la policía en 38 favelas. Su intención era, lejos de capturar narcotraficantes, recuperar el territorio.

Con el crimen en aumento, Amnistía Internacional respondió con su propia herramienta de mapeo: una aplicación llamada Cross Fire para supervisar tiroteos en la ciudad. Alrededor de 33 mil cariocas - como se le llama a los residentes de Río de Janeiro- la descargaron a las tres semanas de su lanzamiento en julio.

En el periodo, alrededor de 650 tiroteos se registraron en la aplicación por parte de los usuarios. Ellos ven un mapa negro de Río salpicado de símbolos de colores que indican la gravedad y naturaleza de los disparos. Los reportes son evaluados y verificados por Cross Fire antes de que el mapa se actualice.

"En cuanto a los números, realmente ha habido más tiroteos de lo que imaginamos", señaló Cecilia Olliveira, gestor de datos de Cross Fire, en una entrevista. "El uso de la aplicación realmente nos ha sorprendido".

Para subrayar la importancia de la cartografía fiable, en octubre pasado una pareja de ancianos que usaba Waze, una aplicación de navegación, para evitar el tráfico en Niteroi, en el otro lado de la bahía de Río. Esto los condujo a una favela, donde fueron atacados por traficantes. La mujer, de 70 años, pereció. Waze informó a los medios locales en el momento que es difícil impedir que los conductores entren en zonas peligrosas, si éstas corresponden con el destino que seleccionaron.

'RECONOCIMIENTO, LEGITIMACIÓN'

Varias organizaciones, incluyendo Wikimapia, han estado cartografiando favelas durante la última década, pero la información no estaba completa o accesibles.

Los mapas detallados que permitan identificar las residencias y los negocios que hay en estos barrios contribuyen a dotarlos de "reconocimiento y legitimación", explicó Theresa Williamson, coordinadora ejecutiva de Catalytic Communities, una ONG enfocada en las favelas. Los "agentes" de Google - residentes en el suelo - catalogaron 10 mil negocios en las 26 comunidades que mapearon.

Con el fin de tener acceso a las favelas como Sao Carlos, Google se asoció con la ONG local AfroReggae para recorrer los caminos con los líderes de las comunidades, algunas de las cuales carecen de unidades de pacificación de la policía.

Williamson dice que es probable que los problemas de seguridad no eviten que Google Street View se expanda, pues será "una gran victoria si se lleva a cabo."

"Los traficantes no permitirían una cámara de vídeo permanente en la comunidad, pero una fotografía de una sola vez quizás la policía ya la tiene presumiblemente a través de sus investigaciones", escribió Williamson en un correo electrónico.

"Quienes ayudarán con esto son las personas que están de visita, los negocios que buscan clientes y, sobre todo, los residentes".

El área metropolitana de Río tiene una población de casi 12 millones de personas, de los cuales casi el 15 por ciento vive en sus 763 favelas, según el censo de 2010 del Instituto de Estadística Nacional de Brasil.