Tech

¿El diseño celular, la cura contra el cáncer?

Layla Richards, una niña de un año diagnosticada con un tipo de cáncer presuntamente incurable, ha avanzado a pasos agigantados en materia de salud gracias a una terapia experimental en la que se diseñan células inmunes para que busquen y eliminen a las células cancerosas.
Redacción 
06 noviembre 2015 14:49 Última actualización 06 noviembre 2015 16:53
Layla richards

Las células diseñadas fueron inyectadas en Layla. (Foto tomada de Great Ormond Street Hospital)

Layla Richards es una niña de Londres de un año que tenía una leucemia muy agresiva que se presumía incurable hace 5 meses.
Doctores utilizaron el “diseño de células inmunes” para combatir al cáncer y dijeron que este método había sido “casi un milagro”.

Según una nota de la BBC es muy pronto para saber si está curada, pero sus avances en cuestión de salud marcan un momento muy importante para la medicina.

Layla fue diagnosticada con leucemia cuando tenía tres meses de edad; como pasa comúnmente con los recién nacidos, la quimioterapia y el transplante de médula ósea fallaron.

Los doctores no tenían nada más que ofrecer, y el día anterior al cumpleaños de la pequeña, le recomendaron a su familia el aventurarse en cuidados paliativos.

De acuerdo a la BBC, los médicos, en colaboración con la compañía de biotecnología Cellectics, obtuvieron permiso rápidamente para implementar una terapia altamente experimental que había sido sólo evaluada en ratones.

El tratamiento de diseño de células inmunes fue el producto de los avances de última generación en la edición de genes. 

1
 

 

layla richards


TIJERAS MODULARES

Unas tijeras microscópicas, técnicamente conocidas como Talens, fueron usadas para diseñar con precisión el interior del ADN del donador de células inmunes, las cuales fueron diseñadas para que buscaran y mataran sólo a las células con leucemia y para hacerlas invisibles a las fuertes medicinas que se les dan a los pacientes con estos tipos de enfermedades.

Las células diseñadas fueron inyectadas en Layla, además de que se le realizó un segundo transplante de médula ósea para restaurar su sistema inmune.

Actualmente, después de 5 meses de que le habían comunicado a su familia del cáncer incurable, Layla no sólo está viva, sino que no tiene rastros de leucemia en su cuerpo.

El doctor Paul Veys, del Great Ormond Street, le dijo a la BBC que su transformación ha sido una de las más impresionantes que han visto en 20 años. “Estamos en una posición maravillosa comparado con en donde nos encontrábamos hace 5 meses, pero eso no significa que se ha curado”.

“La única manera en que descubriremos si esto es una cura es esperando 1 o 2 años más, pero aún así, llegar tan lejos como le hemos hecho ya son pasos muy muy grandes”.

La historia de Layla será presentada en la Sociedad Americana de Hematología, pero este es sólo un caso que no ha sido evaluado en una prueba médica, aún así, de acuerdo a la BBC, el progreso en la tecnología de edición de genes es extraordinaria.

El profesor Waseem Qasim de la Great Ormond Street, dijo que “esta es la primera vez que células humanas diseñadas de un modo en particular han sido otorgadas a un paciente, y este es un gran paso para nosotros”.

“La tecnología se está moviendo muy rápido, la habilidad de impactar regiones muy específicas del genoma se ha convertido repentinamente mucho más eficiente y creemos que esta tecnología será la siguiente fase en tratamientos”, dijo Qasim a la BBC.

“La tecnología por si misma tiene enorme potencial para corregir otras condiciones donde las células pueden ser diseñadas y proveer a las células de los pacientes de nuevas propiedades que les permitan usarlas en modos que hoy sólo imaginamos”, concluyó.