Sociedad

Normalistas de Guerrero demandan más plazas; toman secretaría

Para exigir la entrega de más plazas docentes, egresados de las nueve normales de Guerrero se posesionaron de las instalaciones de la Secretaría de Educación estatal.
Enrique Villagómez/ Corresponsal
11 agosto 2014 20:18 Última actualización 11 agosto 2014 20:57
Maestros

.

CHILPANCINGO.- Egresados de las nueve normales públicas en Guerrero tomaron de forma indefinida las instalaciones de la Secretaria de Educación, para exigir la entrega de plazas docentes para los niveles preescolar, primaria y telesecundaria.

Los inconformes forman parte del grupo de aspirantes que no alcanzaron la puntuación requerida en el examen de conocimientos generales para ocupar una de las 272 plazas que ofreció la Secretaria de Educación Pública (SEP), para los egresados de Guerrero.

Desde muy temprano, decenas de egresados de las nueve normales públicas del estado se instalaron en plantón indefinido afuera de las oficinas centrales de la dependencia estatal, como parte del inicio de una lucha en reclamo de plazas docentes.

Los egresados solicitan una mesa de negociaciones con la secretaria de educación, Silvia Romero Suárez, además de pedir que el gobernador Ángel Aguirre Rivero atienda este reclamo que afecta directamente a más de 5 mil egresados que no tendrán una plaza docente.

El pasado 12 y 19 de julio, la Secretaria de Educación Pública, a través del sector educativo del estado, aplicó el examen de conocimientos a 5 mil 596 egresados de las normales públicas y privadas de Guerrero. Sin embargo y a pesar de la gran cantidad de aspirantes, solo se ofertaron 272 plazas para docentes en los niveles preescolar, primaria y telesecundaria.

Esta situación provocó que los egresados de la normal Rafael Ramírez, en la especialidad de telesecundaria, denunciaran fallas en la prueba estandarizada que diseñó el Instituto Nacional para la Evaluación de la Educación (INEE), porque las preguntas de algunos cuadernillos no correspondían a la lista de respuestas.

Asimismo, la dirigencia de la normal rural Isidro Burgos de Ayotzinapa, denunció que la SEG negoció con algunos egresados de esa escuela para que la generación 2010-2014, no llevara el nombre de Gabriel Echeverría de Jesús, uno de los normalistas asesinados en la autopista del Sol, el pasado 12 de diciembre de 2011.