Sociedad

Demanda de energía amenaza con agravar escasez de agua: ONU

“Hay crecientes posibilidades de conflicto serio entre la generación de energía, otros usuarios de agua y consideraciones medioambientales”, según el Informe Mundial de Desarrollo de Agua de la ONU.
Bloomberg
22 marzo 2014 16:51 Última actualización 23 marzo 2014 5:0
Etiquetas
sistema agua

sistema agua

La producción de energía afectará cada vez más los recursos de agua en las próximas décadas a pesar de que más de mil millones de los 7 mil millones de habitantes del planeta ya carecen de acceso a ambas, según un informe de las Naciones Unidas.

“Hay crecientes posibilidades de conflicto serio entre la generación de energía, otros usuarios de agua y consideraciones medioambientales”, según el Informe Mundial de Desarrollo de Agua de la ONU, que se difundió hoy y que se concentra en agua y energía. El 90 por ciento de la generación de energía hace un uso intensivo de agua, dijo.

La producción de petróleo y gas de esquisto, así como de biocombustibles, “puede plantear importantes riesgos” a los recursos de agua y enfrentar a los productores de energía con agricultores, fábricas y proveedores de agua y servicios sanitarios, dijo la organización un día antes del Día Mundial del Agua.

Se pronostica que la demanda de electricidad aumentará por lo menos dos tercios para 2035 debido al crecimiento de la población.

El mejoramiento de la infraestructura, los medidores inteligentes y las tecnologías limpias contribuirían a la conservación de recursos, dado que “se pierden a diario miles de millones de litros de agua y la energía es necesaria para purificar y transportar el agua”, según Sensus, una desarrolladora de sistemas de medidores de agua de los Estados Unidos. “Si se desperdicia agua, también se derrocha energía”.

La industria de la energía “tiene que entender que, si no tiene en cuenta el agua, se verá en problemas”, dijo desde París Michel Jarraud, que dirige la organización ONU-Agua. “La provisión de agua ya constituye una limitación para los proyectos de energía en algunos países, en especial en Asia”.

DEMANDA DE ENERGÍA Y AGUA

El auge de la energía de esquisto en los Estados Unidos ha generado temores respecto de los riesgos de que la fracturación hidráulica, que utiliza elevados volúmenes de agua para extraer gas y petróleo de esquisto, pueda afectar la calidad del agua local y el suministro.

El agua “es vital para la energía. Alrededor del 80 por ciento del agua que se usa en la industria va a plantas de energía térmica. Eso significa que el resto de la industria no consume prácticamente nada”, dijo N.K. Ranganath, director gerente de las operaciones en india de Grundfos AS, una compañía fabricante de equipamiento de bombeo de agua. “Si se produce energía térmica, se necesita agua. En la energía térmica, ninguna tecnología reemplaza al agua”.

En el plano global y mientras aumenta la demanda de agua, se estima que más del 40 por ciento de la población vivirá en zonas de “grave estrés hídrico” para 2050.

La Agencia Internacional de Energía, que tiene sede en París y asesora a los países consumidores de petróleo, estima que la producción total de energía exigirá un quinto de la extracción global de agua para 2035, mientras que la proporción era de 15 por ciento en 2010.