Opinión

Volkswagen aguó la
fiesta de Moreno Valle

 
1
 

 

[Bloomberg] La planta de VW en Silao tendrá 700 empleados y producirá 330,000 motores anuales. 

Qué mala onda. Cuando el gobernador Rafael Moreno Valle está por arrancar su carrera por la candidatura presidencial, viene la empresa insignia del estado de Puebla, Volkswagen, y aparece un escándalo global que mancha a toda la corporación y que promete tener repercusiones en todos sus mercados. ¿La razón? La acusación de la agencia medioambiental de Estados Unidos de que VW manipuló el software de sus vehículos para hacerlos pasar artificialmente las pruebas de emisión de contaminantes. Un vil engaño que de alguna manera reconoció VW el domingo, cuando su CEO Martin Winterkorn dijo que se sentía “profundamente apenado por haber roto la confianza del público y de los consumidores”.

¿Qué necesidad tenía VW de hacer trampa? Lo más probable es que haya sido la ambición de convertirse en la empresa de autos número uno del mundo. Estaba en ese camino. En 2014 había quedado en segundo lugar, después de Toyota, que vendió 10 millones 230 mil vehículos. VW se quedó a 90 mil vehículos de distancia. No obstante, si tomamos en cuenta el ritmo de ventas del primer semestre de este año, las cifras ya venían favoreciéndole, pues vendió globalmente cinco millones 40 mil vehículos (20 mil más que Toyota).

El golpe del gobierno de EU contra VW es demasiado severo e implicará una contracción en sus ventas totales. De hecho, la alemana había desplazado a General Motors al tercer lugar mundial; pero las reiteradas disculpas de la empresa que encabeza Mary Barra y el acuerdo al que llegó con la Procuraduría de Estados Unidos la semana pasada –por el que pagará 900 millones de dólares para resarcir los daños causados por los sistemas de ignición de ciertos modelos–, hacen pensar que se gesta un coctel competitivo perfecto que devolvería a la estadounidense al segundo puesto, mientras la alemana lidia con el problema que le estalló inesperadamente.

La mala noticia para Puebla es que su empresa icónica lucirá raspadísima en los años por venir, más aún por la gran multa a la que podría hacerse acreedora en EU. Además, anteayer 20 empresas proveedoras de VW de Puebla anunciaron paros técnicos que afectan a nueve mil trabajadores, a quienes les pagarán 50 por ciento de su salario. ¿La razón? La caída en los niveles de producción de la alemana... y es previsible que los miles de autos que VW retirará del mercado como resultado de la investigación estadounidense le representen también un deterioro en niveles de producción durante los siguientes meses.

Rafael Moreno Valle está enamorado de una empresa alemana que visita ya de manera regular (hace tres meses andaba por Wolfsburg, refrendando el idilio). Una empresa alemana que, ante los ojos del gobierno de Estados Unidos, es una tramposa.

Twitter: @SOYCarlosMota
​​
Correo: motacarlos100@gmail.com

También te puede interesar:
Albricias, obesos: pueden seguir comiendo pan
Esta semana he bebido poco, muy poco
¿Detenemos el reparto de tabletas, Aurelio?