Opinión

Vi mi vida pasar en un segundo

28 agosto 2016 16:6
 
1
  

 

Branson. (virgin.com)

Hace un par de noches, fui a pedalear en Virgin Gorda con Holly y Sam como parte de mi entrenamiento para el Virgin Strive Challenge. Íbamos por una colina hacia Leverick Bay cuando de repente oscureció y yo conduje hasta golpear un durmiente sobre el camino. Lo siguiente que supe fue que salí disparado sobre el manubrio… y mi vida pasó literalmente frente a mis ojos.

De verdad creí que iba a morir. Me fui de bruces hacia el concreto del camino, pero afortunadamente mi hombro y mi cachete absorbieron el impacto, y llevaba puesto un casco que me salvó la vida (de cualquier manera, quizás deberían fabricar cascos con protección lateral para la cara… ¿alguien sabe de uno así?), Mi bici salió volando por la orilla del acantilado y desapareció. Cuando la encontramos, estaba completamente destrozada. Mi cachete resultó bastante lastimado y mi rodilla, barbilla, hombro y cuerpo severamente cortado.

Cuando aterricé, y me di cuenta que seguía vivo, empecé a probar si podía moverme. No podía creer que no morí, mucho menos que no quedé paralítico. Coincidentemente, la primera persona que llegó a la escena fue mi asistente Helen, quien acababa de regresar de vacaciones. Ella se preguntaba quién yacía en el piso. Tanto agradecí estar vivo que rápidamente recobré el sentido del humor y le dije: “¡Estoy vivo! Al menos aún tienes trabajo”.

1
 

 

Richard Branson tras su accidente. (Tomada de Virgin)


George, uno de los miembros del equipo, aceleró hacia el fondo de la colima y el equipo pronto me llevó a casa y me curaron. Viajé a Miami por unos estudios y una radiografía; soy realmente afortunado de que, salvo la mejilla raspada y algunos ligamentos desgarrados, muy probablemente esté listo para completar el Virgin Strive Challenge el mes que entra. Mi mayor inconveniente es tener que tomar té sin popote. Oh, y ser llamado ‘Hombre elefante’ por un niño de seis años.
Siempre he pensado que si te vas caes de frente, al menos estás avanzando. Todo lo que tienes que hacer es tomar impulso y volver a intentar. Al menos pongo en práctica lo que aconsejo, ¡aunque esta vez fue literal!

El día del accidente coincidió con el quinto aniversario del incendio en Necker Island. ¡Qué manera de recordarlo! Afortunadamente, la buena suerte me sonrió a lo lejos. Hace como un año, estaba lidiando con los golpes a mis dientes jugando tenis no una sino dos veces, y también besado por un rayo y corriendo hacia una puerta antibalas.

1
 

 

Richard Branson tras su accidente. (Tomada de Virgin)


Con los años, he tenido muchos cruces con la muerte, en particular en mis aventuras en globo. En el documental “No mires hacia abajo”, que saldrá pronto, mi copiloto Per Lindstrand cita a napoleón: “Sé que es un buen general, pero ¿es afortunado?”. Él dice que sí lo soy, y no estaría en desacuerdo.

Hoy mi hijo Sam mencionó otra cita puntual de Hunter S. Thompson: “La vida no debería ser un viaje a la tumba con la intención de llegar a salvo en un cuerpo lindo y bien conservado, sino más bien como llegar envuelto en una nube de humo, completamente agotado, totalmente exhausto y gritando ‘wow, ¡qué viaje!”.

Vaya al Virgin Strive Challenge para aprender más sobre nuestra próxima aventura y, si se siente atraído y puede pagarlo, done para apoyar cambios positivos en la gente joven del Reino Unido.

El Virgin Strive Challenge verá a un grupo de personas –incluidas Richard Branson y sus hijos, Holly and Sam- viajar desde una base del Matterhirn, a más de 2 mil kilómetros hacia la cumbre del monte Santa Etna en Sicilia. El desafiante viaje de un mes contempla una caminata a través de los Alpes del norte de Italia, ciclismo hacia el extremo sur de Italia, nadar hacia Sicilia, ciclismo de montaña a las faldas del Monte Etna, y completar medio maratón hacia la cima del volcán; todo para reunir 1.5 millones de libras para grandes cambios para apoyar proyectos innovadores que dotan a los jóvenes con las herramientas necesarias para desarrollarse en la vida, no sólo en el salón de clases.

1
 

 

Richard Branson tras su accidente. (Tomada de Virgin)

Twitter:@richardbranson

También te puede interesar:

Equilibrando la educación y el emprendimiento

Esto es lo que me motiva cada día

Un compromiso con el propósito, no con las utilidades

>